FANDOM


Bulldog El Sargento Guillermito, mascota de los Marines Espaciales, tiene el honor de patrocinar este espacio por orden del Capellán Cassius de los Ultramarines. ¡Pulsa sobre él y te acompañará a una Cruzada épica!

¡Lee más! ¡Sin piedad, sin remordimientos, sin miedo!

Esquema Excoriadores

Marine Táctico de los Vilipendiadores.

Como Azote del Capítulo, Zachariah Kersh, conocido como "el Azote" entre sus Hermanos de Batalla, ha pasado su vida al lado del Señor del Capítulo Quesiah Ichabod, luchando contra experimentados guerreros de todos los credos y especies, derrotando a lo mejor que el enemigo ha enviado contra él. Ha sido su singular honor matarlos antes de que pudiesen matar a su señor, hasta el día en que Kersh falló en detener el cuasi-exitoso intento de asesinato de la Legión Alfa e Ichabod salió herido, además del robo del Stigmartyr, el antiguo y reverenciado estandarte del Capítulo de los Vilipendiadores que databa de los días de la Segunda Fundación. Esto fue un golpe devastador para la moral de los Vilipendiadores, y la causa de muchos problemas para el Capítulo. Estos trágicos eventos marcaron a Kersh como una desgracia y un fracaso a los ojos de sus Hermanos de Batalla. Para empeorar las cosas, Kersh se encontró a si mismo continuamente afligido por la Oscuridad de Dorn, una condición en la que revivía constantemente la hora más oscura de Rogal Dorn cuando descubrió al Emperador mortalmente herido en el puente de la Barcaza de Batalla del Señor de la Guerra Horus, el Espíritu Vengativo. Mientras que no está claro si la Oscuridad causó los fallos recientes o fue causada por estos, la implicación es que no es un suceso único, aunque está lejos de ser la inevitable Rabia Negra o Sed de Sangre que consume a los Astartes de los Ángeles Sangrientos.

Como castigo por su fracaso en proteger al Señor del Capítulo, Kersh fue colocado en un ataúd de estasis, sólo para encontrarse despertado de mala gana por sus colegas cuando su habilidad como guerrero sirvió como la última oportunidad de ganar el 816º Festín de Espadas, un desesperado intento de restaurar algo de la rápidamente declinante moral del Capítulo. El Capítulo había decidido arriesgarse a despertar a Kersh sólo después de que siete de sus representantes hubiesen sido derrotados previamente en el torneo, y los restantes eran desesperanzadoramente superados por sus oponentes. El prematuro despertar de Kersh requirió una arriesgada alteración de su Nodo Catalepsiano por el Apotecario Ezrachi de los Vilipendiadores para sacar a Kersh de la Oscuridad en algo semejante a un estado funcional. Poco después de ser despertado, Kersh empezó a ver cosas, como un resucitado en servoarmadura negra como la noche que lo seguía a cada paso, y cuestionó la efectividad del proceso. Sin embargo, a pesar de todas sus preocupaciones y protestas, el renuente Kersh fue empujado a la lucha del Festín de Espadas por los mismos Hermanos de Batalla que aún lo despreciaban por su deshonor. Su superlativa actuación en el torneo le permitió a los Vilipendiadores ganar el Festín de Espadas por primera vez en la historia del Capítulo, a pesar del debatible movimiento que puso a Kersh en un duelo a tres bandas con los campeones escogidos de los Capítulos de los Templarios Negros y de los Puños Imperiales.

El victorioso Kersh tenía previsto retornar a Eschara con la preciada Hoja de Dorn, una reverenciada reliquia de Rogal Dorn que trajo gran honor al Capítulo Sucesor de la Legión de los Puños Imperiales permitiéndoles mantenerla hasta que el siguiente Festín de Espadas fuese convocado. Sin embargo, nuevas órdenes del Señor del Capítulo Ichabod cambiaron las cosas para Zachariah, al ser nombrado Capitán de la recientemente devastada 5ª Compañía de los Vilipendiadores. La 5ª Compañía estaba a sólo la mitad de su fuerza y carecía de Capitán después de que una misión realizada en el mundo de Veiglehaven para recuperar el Stigmartyr resultase ser una cuidadosamente planeada emboscada de la Legión Alfa. Kersh recibió el mando de los maltratados restos de una Compañía que lo odiaba, con sólo el Apotecario Ezrachi, quien lo había traído del borde de la locura, como aliado. Para empeorar las cosas, Kersh estaba constantemente cuestionándose su propia cordura, debido a las continuas visiones de un Astartes fantasmal, así como su aptitud para el mando. 

Su primera misión como Capitán-Corpus no fue la venganza contra la Legión Alfa que cada Hermano de Batalla de los Vilipendiadores esperaba, sino una llamada de ayuda del oscuro Mundo Cementerio de Certus Menor, en el Subsector Praga, donde una baliza de los seguidores del Dios de la Sangre Khorne, una pirámide de calaveras, acababa de emerger del lago. El mundo no tenía ninguna importancia estratégica para el Imperio en cualquier caso. Sin embargo, antiguos juramentos entre la administración eclesiarcal de Certus Menor y el Imperio, así como el hecho de que la tumba de un muy importante Eclesiarca y Alto Señor de Terra, Umberto II, estaba ubicada aquí, contribuyó a la decisión del Señor del Capítulo Ichabod de desplegar a la 5ª Compañía para defender tan ignominioso objetivo. Para agravar la situación, Kersh descubrió que una considerable Cruzada de Khorne, conocida como la Cruzada de Sangre del Colerocausto, estaba avanzando hacia Certus Menor siguiendo al cometa rojo sangre conocido como el Cometa Keeler que había emergido del Ojo del Terror tras diez milenios.

Para gran consternación de la 5ª Compañía, Kersh ordenó hacer una desafiante última resistencia contra los invasores, y abandonó a sus fuerzas en el mundo mediante el envío del Apotecario y su dañado Crucero de Asalto Angelica Mortis a un Mundo Forja cercano fuera del camino del cometa y la Cruzada de Sangre, llevando la valiosa semilla genética con ellos para ser usada para crear futuras generaciones de Vilipendiadores después de que hubiesen sido asesinados. Kersh comandó a menos de la mitad de una Compañía entera de Astartes, así como a un regimiento de la Guardia Imperial de la Guardia del Osario certusiana contra una legión de Traidores Caóticos y Berserkers de Khorne. A pesar de las probabilidades, Kersh formuló un plan merecedor de los ancestros del Capítulo que habían defendido el Palacio Imperial durante la Batalla de Terra, y lideró una valiente última resistencia de los defensores imperiales en la capital-necrópolis de Ciudad Obsequa en Certus Menor. El peso del asalto de Khorne excedió de lejos incluso las estimaciones de Kersh, y las cosas empezaron a verse desalentadoras para las fuerzas imperiales hasta que la misteriosa Legión de los Condenados hizo una inesperada aparición, deteniendo la Cruzada de Sangre del Colerocausto en seco. Kersh fue el único superviviente de la masacre de Certus Menor. Más tarde sucedió a Ichabod como nuevo Señor del Capítulo de los Vilipendiadores después de que Ichabod sucumbiese a la toxina de la Legión Alfa.

FuentesEditar

Extraído y traducido de Wikihammer 40K UK.

  • Legion of the Damned, por Rob Sanders.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.