FANDOM


Bulldog El Sargento Guillermito, mascota de los Marines Espaciales, tiene el honor de patrocinar este espacio por orden del Capellán Cassius de los Ultramarines. ¡Pulsa sobre él y te acompañará a una Cruzada épica!

¡Lee más! ¡Sin piedad, sin remordimientos, sin miedo!

Inqsello Este artículo debe ser actualizado con información de nuevos Codex y publicaciones oficiales. La información que contiene puede no seguir vigente o estar incompleta. Disculpen las molestias.
"La naturaleza humana es la guerra, es un hecho para cualquier estudiante de la historia, pero ¿qué fin tiene? ¿Quizás la mera supervivencia? Así lo afirman muchos, pero explica tan poco de lo que hemos logrado, en términos tanto de maravillas como de horrores. Yo sostengo que la guerra no es más que un despeje natural de la tierra, una purga que sabemos instintivamente que es necesaria para que se puedan construir cosas aún más grandes, se alcancen cotas aún más altas, y se cumplan sueños aún más grandiosos para las generaciones venideras. El hombre matará sin dudar por sobrevivir, sí, pero el hombre morirá en una gloria sin igual por el futuro aún por nacer."
Del Libro de los Nueve Criptógrafos, autor desconocido, M7


Los Ultramarines fueron la XIII Legión de Marines Espaciales creada por el Emperador para su Gran Cruzada. Su Primarca era Roboute Guilliman. La Legión se mantuvo en el bando leal durante la Herejía de Horus, y tras esta, se reorganizó según el Codex Astartes y se dividió en Capítulos.

Desde los antiguos días de la Gran Cruzada, los Ultramarines han combatido en la vanguardia de los ejércitos del Emperador. Son guerreros altamente disciplinados y valientes que han permanecido fieles durante diez mil años a las enseñanzas del sagrado Codex Astartes, la mayor obra de su Primarca. Sus victorias se relatan desde su mundo natal, Macragge, hasta en las cámaras sagradas de Terra. Donde los enemigos de la Humanidad amenacen al Imperio, allí estarán los Ultramarines para combatirlos.

Historia

Orígenes

Warhammer-40000-Space-Marine-1918

De entre las Legiones de la Primera Fundación, solo la historia de la XIII Legión está relativamente bien documentada y existe una extensa información sobre la formación de este ilustre Capítulo. Uno de los grandes misterios que pesan sobre los Primarcas de las Legiones de Marines Espaciales y que ha mantenido ocupados a los eruditos durante milenios son las circunstancias que propiciaron su separación del Emperador. Existen muchas teorías disparatadas a este respecto, pero ninguna de ellas explica completamente cómo pudo acontecer una catástrofe de este tipo. Aunque este es un misterio que no llegará a resolverse por completo jamás, cuando Roboute Guilliman fue descubierto en Macragge, los eruditos imperiales obtuvieron la prueba más importante para llegar a determinar cómo sucedió todo.

Macragge

Macragge es un rocoso e inhóspito mundo situado en la Franja Este de la Galaxia. Tres cuartos de su superficie están cubiertos por sombríos afloramientos rocosos y el resto por brillantes océanos. Macragge ha sobrevivido a las peores catástrofes de la Era de los Conflictos; su industria ha permanecido intacta, se ha mantenido el contacto con los sistemas estelares vecinos y habitualmente viajan naves entre ellos. Las gentes de Macragge estaban gobernadas por dos reyes (o cónsules) y su palabra era ley. Violar sus leyes era una invitación a sufrir el más terrible castigo, pero los honestos eran recompensados y los capaces recibían puestos de poder. La vida en Macragge era dura y solo los más fuertes sobrevivían hasta la edad adulta. Nada más nacer, el Estado determinaba si un niño o niña eran lo suficientemente fuertes; y a los débiles se los abandonaba en la montaña.

Planeta macragge fortaleza hera

Ubicación de las fortalezas de los Ultramarines en Macragge.

Ser un ciudadano de Macragge implicaba llevar una vida disciplinada, de abnegación y simplicidad. Los habitantes de este planeta se veían como los verdaderos herederos de las mejores tradiciones de la humanidad, por lo que rechazaban los lujos y la holgazanería. Se creía que confiar en los avances tecnológicos conllevaba el desacuerdo, la debilidad y la pérdida de los valores morales. Esta actitud era un ejemplo para los sistemas vecinos, que admiraban el orden y la disciplina de Macragge. Para mantener este sistema de vida, los niños de ambos sexos eran enviados a academias militares y deportivas cuando contaban seis años; allí les enseñaban a combatir, se incrementaba su resistencia, fomentaban su disciplina, se les obligaba a resistir grandes dolores y a sobrevivir en la jungla. La vida de los estudiantes era un infierno y solo los mejores sobrevivían. Con catorce años, tras ocho del más duro de los entrenamientos imaginables, los estudiantes se convertían en soldados.

Este régimen castigador aseguraba que el poder militar de Macragge no estuviera por debajo de ningún otro y que los sistemas vecinos adoptasen el mismo método de entrenamiento. Mientras el resto de la galaxia amenazaba con volver a sumergirse en la Era de los Conflictos, Macragge y sus vecinos prosperaban y sus disciplinados ejércitos compuestos por guerreros duramente entrenados acababan, una y otra vez, con las invasiones alienígenas , los piratas y los humanos renegados. Los soldados servían hasta que llegaban a los treinta años, momento en que se les permitía abandonar el servicio y formar una familia. Sin embargo, a pesar del éxito militar, el planeta Macragge permanecía salvaje y sin domesticar, incluso con bandidos que llevaban a cabo incursiones desde Illyrium, en el Norte.

Konor, el más poderoso Rey Guerrero de Macragge, había dirigido ejércitos contra los bárbaros norteños, pero ni siquiera él había sido capaz de pacificar la región.

Roboute Guilliman

Roboute Guilliman Wikihammer 40k

Roboute Guilliman.

La llegada de Roboute Guilliman fue un buen augurio para la gente de Macragge. Los escribas grabaron muchos acontecimientos extraños y un pasaje en el diario de Konor ofrece una pista significativa respecto al misterio que rodea a los Primarcas de los Marines Espaciales. Estos escritos han sido preservados por los Bibliotecarios de los Ultramarines y su palabra ha iluminado y dividido a los historiadores imperiales en igual medida.

"Tales sueños, que podrían hacer pensar a un hombre que ha perdido la cabeza o, peor, que es presa de un demonio, me asaltan cada noche. Hace tres meses que no hay una noche en la que no me despierte al oír un grito tan terrible que no puedo creer que sea proferido por mí mismo. Cada noche oscuros terrores con garras y dientes intentan rasgar mi carne y darse un festín con mi alma. Los físicos me preparan infusiones de raíz de lassiam, pero esto tampoco me ayuda. Hasta anoche pensé que iba a enloquecer".

Guilliman space battle

Ultramarines luchan contra los Portadores de la Palabra en la órbita de Calth.

"Pero, mientras soñaba con monstruos que querían beberse el tuétano de mis huesos, vi una figura vestida con una armadura de hierro tocada por un águila tan bruñida que parecía de plata. Un yelmo de bronce oscurecía la cara del guerrero mientras él permanecía de pie, sosteniendo una espada que vibraba con poderosas energías. Las bestias oscuras se arremolinaban en torno a él, pero se las quitaba de encima fácilmente con su poderosa arma y estas desaparecían aullando".

"Cuando acabó con la última bestia, el guerrero se dio la vuelta y de repente me encontré junto a las Cataratas de Hera, en el Valle de Laponis. Mientras el rocío de la gran catarata me empapaba, vi un niño con cabellos dorados sentado en el suelo. El guerrero me pidió que protegiera al niño y, cuando estaba cogiéndolo en mis brazos, me desperté sintiéndome mucho más descansado que hace meses. ¿Un sueño o una visión? No lo sé, pero me desperté con la cara aún húmeda por el fresco rocío de montaña."

Ultramarine

Miniatura de Ultramarine.

De acuerdo con la leyenda, el Valle de Laponis era el lugar en el que se había coronado al primer Rey Guerrero de Macragge y, al día siguiente, Konor se dirigió a las Cataratas de Hera junto con su escolta. Semanas después, la expedición del rey llegó a las vastas cataratas cuyas glaciales aguas tenían una caída de miles de metros y producían un sonido como de truenos. Allí, y envuelto en pañales, descubrieron al niño que Konor había visto en su visión. Cómo llegó aquel niño a aquel aislado valle es un misterio que nunca podrá resolverse, pero en Macragge se consideró un muy buen augurio que el niño fuese encontrado en un lugar de tal significado histórico. Konor llevó el niño al palacio y lo llamó Roboute, que significa "el más grande".

Roboute creció rápidamente, al igual que su capacidad para aprender; y en cuestión de unos pocos años aprendió todo lo que los hombres más sabios de Macragge pudieron enseñarle. Con seis años, como era costumbre en los niños de Macragge, fue arrancado de los brazos de su padre y enviado a los Barracones Agiselus, donde aprendió el arte de la guerra con una celeridad asombrosa. Sus conocimientos de filosofía, historia y ciencia eran mayores que los de cualquier otra persona viva, aunque su verdadero talento residía en su capacidad para la organización militar. Después de dos años, que Roboute continuase en los barracones de entrenamiento se convirtió en una pérdida de tiempo, ya que se trataba del más poderoso guerrero de Macragge. Podía vencer a cualquiera de sus instructores en combate cuerpo a cuerpo y nadie podía prever sus estratagemas en el campo de batalla.

Ultramarines 2

Los Ultramarines en la Campaña de Damnos

Cuando Roboute ocupó su sitio entre los militares, Macragge estaba sumergido en un proceso de cambio. Konor era un gobernante querido, pero el otro cónsul, un hombre vano y celoso llamado Gallan, conspiraba contra él. En estos prósperos tiempos, Gallan y un grupo de los más ricos integrantes de la élite de Macragge se habían acomodado gracias al trabajo de sus esclavos y se oponían vigorosamente a las reformas propuestas por Konor, mediante las cuales se verían obligados a ofrecer mayor cantidad de comida a sus esclavos y proporcionarles una mejor acomodación. Konor también quería ampliar las leyes que forzaban a los ricos a contribuir a su ambicioso programa para ampliar y mejorar la ciudad principal del planeta. Sus reformas eran muy beneficiosas para las gentes de Macragge, pero Gallan y los que le apoyaban tenían miedo de perder su riqueza y poder. La reputación de Roboute era tan temible que Gallan sabía que no podría dar ningún golpe mientras el hijo de Konor estuviese en la capital, por lo que trazó un plan para mantenerlo alejado de la ciudad. Gallan repartió oro entre las tribus de Illyrium para que llevasen a cabo una serie de sangrientas incursiones en las comunidades norteñas de Macragge. Luego aconsejó a Konor que la pacificación de estas tribus sería una tarea perfecta para Roboute. Konor accedió; había estado buscando una tarea digna de su hijo y creía que esta era la oportunidad perfecta para demostrar que estaba listo para gobernar.

Ultramarines Warhammer

Roboute marchó hacia las indómitas tierras norteñas de Illyrium y llevó a cabo una brillante campaña contra las tribus. Su genio para la estrategia y la organización militar era legendario, y en el plazo de dos meses no solo había conseguido pacificar la región entera, sino que se había ganado el respeto de los salvajes integrantes de las tribus. Roboute se convirtió en hermano de sangre de Bardylis, cabecilla de la tribu más poderosa, después de haberle perdonado la vida en batalla y aceptar los votos de lealtad de los líderes de todas las tribus en la Reunión de Paonia. Luego, Bardylis le habló a Roboute del oro que Gallan había dejado en el Norte. Roboute reunió a sus hombres enseguida para marchar de vuelta al Sur, a la capital, pero en cuanto se acercaron a la ciudad divisaron densas columnas de humo que procedían de grandes fuegos.

Roboute dirigió a sus ejércitos hacia las puertas de la ciudad mientras avanzaba entre hordas de ciudadanos que huían del terror. La ciudad era presa de la anarquía total: soldados borrachos mataban a placer y los fuegos que la devoraban amenazaban con extenderse por todos lados. Roboute se dirigió al Senado mientras ejecutaba a todos los rebeldes que se encontraba en su camino y formaba destacamentos para combatir los diferentes focos del fuego. Un centenar de soldados pagados por Gallan bloqueaban las puertas del Senado, pero Roboute acabó con todos ellos y entró al edificio. Tras dejar a sus tropas fuera para que se enfrentasen a los borrachos, se abrió camino por el Senado hasta encontrar a Konor al borde de la muerte, con la daga de un asesino clavada en su corazón. Las últimas palabras de Konor fueron para desvelar la traición de Gallan y para implorarle que siguiera con sus obras. Los médicos hicieron lo que pudieron por el Rey Guerrero, pero la daga estaba envenenada y no fue posible salvarlo. La cabeza de Roboute se llenó con pensamientos de venganza en cuanto empezó a restaurar el orden en la ciudad. Los soldados que habían permanecido leales a Konor estaban asediados en el interior de sus barracones, pero en cuanto conocieron la noticia de la vuelta de Roboute salieron de ellos y se unieron a las fuerzas leales al Rey Guerrero.

Ultramarines Firing

Con Roboute al mando, los rebeldes fueron rápidamente derrotados y el iracundo Primarca no tuvo piedad con ninguno de ellos. Gallan había huido del planeta, pero Roboute lo persiguió hasta darle alcance y lo llevó de vuelta a Macragge, donde lo encadenó y le dio muerte con la espada de Konor. Por petición popular, Roboute asumió el papel de Rey Guerrero de Macragge y no tardó en destruir, no sin antes haberlos despojado de sus títulos y tierras, a todos aquellos que habían traicionado a su padre. Distribuyó las riquezas de esta gente entre sus seguidores y siguió con las obras que su padre había dejado a medias. Un año después, la rebelión estaba olvidada y Macragge florecía como nunca antes. Macragge fue reconstruido casi por completo en poco tiempo y se construyeron mastodónticos edificios de marfil, acero y cristal. La gente prosperaba al tiempo que no esperaba recibir nada. Los ejércitos disciplinados y bien equipados de Macragge mantenían la paz del rey y las naves viajaban regularmente para visitar los sistemas vecinos. Era, en todos los aspectos, un modelo perfecto de sociedad humana; y, cuando el Emperador tuvo noticias de esta utópica civilización, tomó un navío estelar hasta Macragge para conocer a este legendario rey.

El Emperador

Ultramarine

Las anotaciones en el Speculum Historiae sobre el encuentro entre el Emperador y Roboute Guilliman son muchas y muy detalladas (de hecho, algunas historias y detalles son innecesarios) y muchos historiadores citan esta historia como prueba de que el Emperador había enviado a Roboute Guilliman a Macragge deliberadamente. Cuando el Emperador se encontró con Roboute, llevaba una armadura con un águila en su centro y un yelmo de bronce. Portaba una resplandeciente espada de energía y saludó a Roboute como a un igual. Roboute reconoció al instante al Emperador a partir de la descripción que su padre había hecho de él en su diario y supo enseguida que acababa de encontrar a su verdadero padre. El Emperador quedó sorprendido por la prosperidad y fuerza de este mundo e inmediatamente lo designó como base de los Ultramarines. Los Ultramarines habían sido creados a partir de la plantilla genética de Roboute y establecieron su base en lo alto del Valle de Laponis, en el que empezaron la construcción de su fortaleza, justo en el lugar en que Roboute fue encontrado.

El Primarca no tardó en asimilar las maravillas del Imperio y se puso al mando de la Legión de los Ultramarines. Como hasta ahora, el arte de la guerra era su mayor talento, y llevó a los Ultramarines de victoria en victoria, expandiendo más y más el reino del Emperador. Liberó incontables mundos del dominio alienígena o de los malvados herejes del Caos, pero, donde algunos de sus hermanos Primarcas no dejaban más que muerte y destrucción, Roboute dejaba paz y prosperidad. Todos los mundos liberados por los Ultramarines se unían rápidamente al Imperio y era renombrado el ingenio de Guilliman para planear las campañas de modo que la población y la industria del planeta sufrieran los menores daños colaterales posibles. En Macragge, la Fortaleza de Hera tomaba forma, un edificio de proporciones tan magnificentes que desafiaba a la mente humana por su grandeza. Cuando estuvo acabada, los Ultramarines que se habían quedado en el planeta para supervisar su construcción empezaron a reclutar soldados en Macragge y los sistemas circundantes. Las academias de entrenamiento formaban candidatos para la Legión, y los Ultramarines no tardaron en recibir el primer grupo de guerreros nacidos y criados en Macragge. Los sistemas vecinos también proveían de guerreros a la Legión y, en poco tiempo, la de los Ultramarines se convirtió en la mayor Legión de todas.

La Herejía de Horus

Marines esquema Ultramarines preherejia

Ultramarine en servoarmadura Mk. III Ferrum.

Cuando Horus se volvió contra el Emperador y sumió a la galaxia en la guerra civil más destructiva que jamás hubiera tenido lugar, los Ultramarines se encontraban trabados en combate en la parte más lejana de la zona sur de la galaxia. Sus éxitos les habían alejado de los ejércitos que Horus tenía en el nordeste y Guilliman no supo nada de la traición hasta que comenzó la batalla en Terra. Guilliman reunió su legión y la comandó hacia Terra. En su camino destruyó una flota rebelde que se dirigía a apoyar a Horus. La guerra estaba ganada para cuando los guerreros de Guilliman llegaron a Terra, pero el Imperio estaba en medio de un torbellino. La mitad de las legiones de Marines Espaciales se habían puesto de parte de Horus y el resto había sufrido graves bajas. Había muy pocos Marines Espaciales y nunca habían sido tan necesitados. Los enemigos de la Humanidad, que conocían la precariedad en la que se encontraba el Imperio, se prepararon para atacar, pero Roboute Guilliman juró que el reino del Emperador no caería y tomó como propia la necesidad de mantenerlo unido. Mandó a su legión por toda la galaxia para parar la ola de invasiones y para mantener unido el frágil Imperio durante estos difíciles momentos. Macragge proporcionaba reclutas tan rápido como podía y pronto los Ultramarines llegaron a ser más de la mitad de todos los Marines Espaciales que había en la galaxia. Tras casi toda una década de guerra total no solo se había devuelto la estabilidad a la galaxia, sino que la filosofía de los Ultramarines había calado hondo en las demás legiones. El sagrado Codex Astartes empezaba a tomar forma bajo el liderazgo de Guilliman y sus doctrinas servirían para educar a toda fuerza de Marines Espaciales y para sentar las bases y fundamentos del poder militar convencional del Imperio.

El Codex Astartes

Marines ultramarines avance tactico

El Codex Astartes sentó las doctrinas tácticas de las fuerzas de combate del Imperio y creció y evolucionó a lo largo de los milenios hasta convertirse en un masivo tomo que detalla desde las estrategias de batalla hasta las insignias de los uniformes de los diferentes tipos de escuadras. El cambio inmediato más importante fue el decreto de que toda Legión sería dividida en unidades más pequeñas conocidas como Capítulos. Uno de los Capítulos mantendría el nombre y la heráldica original de la Legión, mientras que el resto buscaría un nombre y una iconografía nuevos. Nunca volvería a recaer el poder de toda una Legión de Marines Espaciales sobre un solo hombre. Algunas Legiones se resistieron a poner en práctica este cambio y se negaron a acatar la orden de Guilliman, pero, cuando el asunto amenazó con convertirse en una nueva guerra civil, entraron en razón. La mayoría de Legiones originales se dividieron en cinco o menos Capítulos, pero se desconoce el número exacto de Capítulos que se crearon a partir de los Ultramarines. De acuerdo con la copia más antigua conocida del Codex Astartes, el llamado Apócrifo de Skaros, los Ultramarines se dividieron en veintitrés Capítulos, aunque no se les da nombre a todos.

El Trono de la Corrección

Ultramarines

Una escuadra de los Ultramarines durante las Guerras Tiránidas.

Roboute Guilliman siguió dirigiendo a los Ultramarines durante los siguientes cien años, hasta que sus guerreros y él se enfrentaron al Primarca Traidor Fulgrim y a los Hijos del Emperador en el mundo de Thessala. Fulgrim había cambiado hasta el punto de resultar irreconocible. La noble persona que fuera antaño había muerto hacía tiempo, desde su ascensión a Príncipe Demonio de Slaanesh, y ahora estaba corrompido hasta la médula. Su cuerpo con forma serpentina tenía varios brazos y en cada uno de ellos portaba una espada envenenada. Nubes de humo de incienso envolvían a ambos Primarcas mientras se enfrentaban en combate singular en los campos de Thessala. Nadie de quien estuvo allí aquel día puede decir a ciencia cierta qué pasó, pero, cuando las nubes de humo se disiparon, los Hijos del Emperador se habían ido y Roboute Guilliman yacía en el suelo inmóvil con una raya de sangre en su cuello. Ni siquiera el cuerpo celestial del Primarca pudo detener el veneno de Fulgrim y, mientras Guilliman moría, los Apotecarios colocaron un campo de éstasis en torno a su cuerpo y lo trasladaron a Macragge. Desde ese día, Roboute Guilliman permanece encerrado en este campo de éstasis, inmóvil sobre el Trono de la Corrección que se alza en Macragge. Algunos dicen que las heridas del Primarca se están curando, pero esto es claramente imposible en el interior de la burbuja del campo de éstasis, en la que el tiempo permanece detenido. A pesar de esta evidencia, son muchos los que creen que esta historia es cierta y aguardan el momento en que Guilliman esté recuperado del todo.

Acciones notables

M30-M31

  • Destinado a liderar: El Emperador encuentra a Roboute Guilliman en Macragge, reconociéndole como uno de los Primarcas perdidos y maravillándose ante el ordenado reino que ha establecido. La Legión de los Ultramarines es puesta bajo el control de Guilliman, y su base de operaciones es trasladada a Macragge. El Primarca asimila rápidamente las muchas maravillas del Imperio, y adopta su nuevo papel con diligente vigor.
  • Victorias sin número: Dirigidos por su increíblemente eficiente Primarca, los Ultramarines registran más triunfos y liberan más mundos que ninguna otra Legión. Aquellos planetas capturados por los Ultramarines se benefician del genio de Guilliman para establecer un sistema de defensa y gobierno autónomo, asegurándose de que la industria y el comercio prosperen.
  • Destrucción de Monarchia (965.M30): Siguiendo las órdenes del Emperador, los Ultramarines destruyen la ciudad idólatra de Monarchia como advertencia al Primarca Lorgar de que su fanatismo religioso no sería tolerado.
  • Batalla de Calth: Alejados de Terra por las maquinaciones del Señor de la Guerra, los Ultramarines se están reuniendo en Calth, un mundo clave del Reino de Ultramar destinado a ser una escala importante en la purificación de la Franja Este, cuando son atacados por sus supuestos aliados, los Portadores de la Palabra. La Legión Traidora destroza los astilleros orbitales de Calth y pone en marcha un desastre que provoca que el sol del sistema emita letales tormentas solares que arrasan los planetas cercanos. Los combatientes se ven obligados a trasladar la batalla resultante en Calth bajo tierra, a las extensas cavernas del planeta. La lucha sigue rugiendo durante muchos años y en docenas de escenarios de guerra distintos.
  • La Cruzada Sombría: Tras la traición en Calth, los Ultramarines libran una prolongada campaña por toda Ultramar contra las fuerzas traidoras dirigidas por las Legiones de los Portadores de la Palabra y los Devoradores de Mundos.

M31-M33

  • Campañas de Venganza: Tras la Herejía de Horus, es el consumado estratega Roboute Guilliman quien dirige la mayoría de los contraataques para rechazar a las traidoras fuerzas del Caos. Los Ultramarines son la más numerosa de las Legiones leales en este momento, mientras que las demás están gravemente desgastadas, y el propio Guilliman está en todas partes, arengando a los defensores imperiales y reforzándolos con sus propios guerreros antes de avanzar a la siguiente zona de guerra. Los Marines Espaciales no dan nunca un solo paso atrás, tal es su fe en el Imperio, el Emperador y el Primarca de los Ultramarines.
  • Creación del Codex Astartes: Roboute Guilliman crea su obra maestra, el Codex Astartes, que se convertirá en el libro sagrado de la organización militar, la estrategia y las tácticas de los Capítulos. El proceso de división de las Legiones leales tarda años en completarse. Así comienza la Segunda Fundación.
  • Las Hordas Verdes de Talassar: Una gran horda de Orkos arrasa Talassar, amenazando con destruir por completo todo rastro de civilización en el único continente, Glaudor. Poniendo a prueba su Codex Astartes, Guilliman despliega a su ejército sin guiarlo apenas de forma directa. Sus fuerzas siguen el protocolo con una serie de ataques rápidos que les llevan a la victoria.
  • Cae una leyenda: El Primarca de los Ultramarines sufre una herida mortal a manos de su traicionero hermano Fulgrim, Primarca de los Hijos del Emperador, durante la Batalla de Thessala. El monstruoso y serpentino Fulgrim, dotado de grandes poderes por el Dios del Caos Slaanesh y elevado al rango de Príncipe Demonio, apuñala a Guilliman en el cuello con una de sus muchas cuchillas envenenadas. La pérdida es devastadora para los Ultramarines, que se llevan a su padre fundador de la batalla y lo encierran en un campo de estasis en el templo más céntrico de la Fortaleza de Hera, en Macragge.
  • Reunificados: La pérdida de los Primarcas deja un vacío indeleble en el liderazgo del Imperio, lo que lleva a un periodo de conflictos internos y, en ocasiones, a guerras abiertas. Esta discordia es sofocada por Agnathio, Señor del Capítulo de los Ultramarines, que reúne a más de cincuenta Capítulos de Marines Espaciales y llega a Terra. Agnathio se reúne en concilio a puerta cerrada con los contenciosos “gobernantes” de Terra. Nunca se ha revelado lo que se dijo allí, pero cuando las flotas de los Marines Espaciales regresan a sus mundos natales, vuelve a haber doce Altos Señores de Terra, y la unidad del Imperio está restaurada.

M34-M38

  • El Reino de Guilliman se expande: Los disturbios del Interregno de Nova Terra que se extienden desde el Segmentum Pacificus tienen escasos efectos en el Segmentum Ultima. De hecho, aunque los Ultramarines libran guerras constantemente durante este periodo, el Reino de Ultramar crece en fuerza e importancia. Prácticamente libre del control de la Eclesiarquía que se está imponiendo en la mayoría de los mundos de la Humanidad, y guiada por las enseñanzas de Guilliman en defensa del pensamiento racional sobre la superstición, Ultramar escapa a gran parte de la agitación de las luchas de poder y conflictos civiles del Imperio.
  • Campañas de la Franja Este: Grandes incursiones de Demonios azotan los sistemas estelares adyacentes a Ultramar, incluyendo Tartella. Aunque tres Señores del Capítulo caen sucesivamente durante las batallas que se libran durante décadas, la corrupción es frenada antes de que penetre en Ultramar.
  • Rescate de Corillia (537.M38): Luchando junto a los Cicatrices Blancas, los Ultramarines llegan con todas sus fuerzas para detener la aniquilación del Capítulo de los Lamentadores a manos de la Legión Negra durante la 9ª Cruzada Negra de Abaddon.
  • La Cruzada de la Justicia: Una Compañía de los Ultramarines actúa para acabar con el tiránico gobierno del déspota Ullrex, que ha usurpado el control del sistema Phoebes. No obstante, tras el megalomaníaco líder se descubre un rastro de corrupción. La subsiguiente Cruzada arrasa nueve sistemas estelares, y culmina en una batalla final sobre la fortaleza flotante de Xentar, en la que todo el Capítulo de los Ultramarines dirige a un ejército de más de una docena de Capítulos de Marines Espaciales para derrocar al opresor.
  • La Guerra por Thrax: Marneus Calgar dirige a su Capítulo contra el mundo forja corrompido por Demonios de Thrax.
  • Un nuevo poder emergente: Los Ultramarines empiezan a fortificar los límites orientales de su reino ante las fuerzas emergentes del advenedizo Imperio T’au.

M41

  • Defensa de Brettik V (867.M41): Ortan Cassius al mando de fuerzas de los Veteranos de las Guerras Tiránidas defiende el mundo de Brettik V frente a un ataque Tiránido.
  • Los Asaltos de M’kar (878.M41): Piratas del Caos dirigidos por el Príncipe Demonio M’kar el Renacido se apoderan de varios mundos deshabitados en las fronteras de Ultramar. En una batalla decisiva en la Fisura Halamar, el Capitán Sicarius destruye gran parte de la flota pirata, pero M’kar el Renacido escapa a la disformidad.
  • Batalla de Aterrizaje de Knart (879.M41): El Señor de Macragge, Marneus Calgar, aniquiló al ejército rebelde liderado por el General Dornal en el trigésimo día de combates en el mundo industrial de Aterrizaje de Knart. Las bajas de los Astartes no superaron el 17 por ciento.
  • Defensa de Ultramar (935.M41): Más de cien años después de su primera incursión, M’kar regresa al frente de Demonios para hacerse con el control del fuerte estelar Indomable situado en la órbita exterior de Calth. Marneus Calgar, al mando de los Exterminadores de la Primera Compañía de los Ultramarines, abordó la fortaleza estelar y desgarró a M'kar de parte a parte, según el registro oficial del Capítulo.
  • Insurrección de Arthos (949.M41): Rebelión anti-imperial cuya duración superaba los cuarenta años en el planeta Arthos. Sin embargo, en el 949.M41, la rebelión fue totalmente aplastada en un solo día tras un asalto relámpago de Cápsulas de Desembarco y Stormravens de los marines espaciales del Capítulo de los Ultramarines.
  • Batalla del Sepulcro de Orar (M41): Los Ultramarines, al mando de Marneus Calgar, defienden el mundo de Commrath donde el legendario Capitán Orar había sido enterrado con muchas reliquias. Los Eldars atacaron intentando recuperar una de estas reliquias, pero gracias a la genialidad táctica de Marneus Calgar fueron neutralizados.
  • Segunda Guerra Tiránida (992.M41): Los Ultramarines aplastan una rebelión en el mundo industrial de Ichar IV, pero se encuentran a su vez en la primera línea de una desesperada defensa contra la Flota Enjambre Kraken. En otro lugar de la Franja Este, efectivos de los Ultramarines y los Mortificadores plantan cara a una punta de lanza de la Flota Enjambre Leviathan en el mundo de Tarsis Ultra.
  • Defensa del Sistema Tarsis Ultra contra los Tiránidos (999.M41): Se lleva a cabo la defensa del sistema Tarsis Ultra contra los Tiránidos de la Flota Enjambre Leviathan. La tarea de defender el Sistema Tarsis Ultra era sagrada para los Ultramarines, resultado de un antiguo juramento realizado por el Primarca Roboute Guilliman durante los días de la Gran Cruzada.
  • Ultramar asediada (999.M41): Ultramar es objeto de un renovado asalto de las fuerzas del Caos. M’kar el Renacido, de nuevo revestido de carne mortal, dirige el ataque contra Talassar. Quintarn es invadido por los ejércitos de los Nacidos de la Sangre, mientras que Calth es asediada por los Guerreros de Hierro, y otros caudillos del Caos atacan Espandor y Tarentus. Llamando de vuelta a todas las fuerzas Ultramarines para defender Ultramar, y despachando una Compañía de Batalla reforzada a cada planeta amenazado, Calgar vuelve a enfrentarse a M’kar, esta vez destruyendo al Príncipe Demonio para siempre.
  • Defensa de Pavonis frente a una invasión T'au (999.M41): El Capitán Uriel Ventris, de nuevo defiende Pavonis junto a la 4ª Compañía de una invasión T'au de la Tercera Esfera de Expansión.
  • El Retorno del Hijo Diligente (999.M41): Roboute Guilliman es revivido de su estasis justo a tiempo para rechazar la fuerza de ataque de la Legión Negra enviada a impedir su resurrección. Mientras la galaxia se oscurece bajo tormentas disformes cada vez más ominosas, el Primarca retornado de los Ultramarines emprende un peligroso viaje a Terra para presentarse ante el trono del Emperador y buscar la guía de su padre.
  • La Gran Fisura: La galaxia, desgarrada por las tormentas disformes, queda partida por la Gran Fisura. La Noctis Aeterna cubre Ultramar. El último mensaje enviado desde Macragge a cada uno de los planetas cercanos les ordena prepararse para lo peor y defenderse por sí solos.
  • Las Plagas de Ultramar: Al norte galáctico de Ultramar, los seguidores del Dios del Caos Nurgle establecen su dominio sobre las Estrellas Azote. Desde ese nido de corrupción, los ejércitos de Demonios marchan al combate, acompañados por la traidora Legión de la Guardia de la Muerte y renegados y cultistas sin número. Tres repugnantes puntas de lanza penetran en Ultramar, atacando en un centenar de frentes y portando consigo pestilencias antinaturales. Los defensores de Ultramar luchan con bravura, pero pierden terreno. Los Ultramarines de la Fundación Última acuden para reforzar a sus hermanos, pero solo pueden ralentizar a los atacantes.
  • Guilliman regresa a Ultramar: Por toda Ultramar, los defensores imperiales se desgastan en docenas de campañas terrestres, mientras que una Flota de Plaga destruye sistemáticamente la flota de defensa y las fortalezas estelares del reino. Guilliman regresa de la Cruzada Indomitus, y sus hábiles maniobras defensivas ganan tiempo para lanzar el contraataque de la Lanza de Espandor. Los ejércitos combinados de la plaga acaban por ser llevados a un punto muerto en las ruinas de Iax antes de que el Primarca Demonio Mortarion de la Guardia de la Muerte escape bajo la cobertura de una bomba vírica.
  • Hacia la oscuridad: En un breve respiro, Guilliman ordena la reconstrucción y descontaminación de Ultramar, así como el establecimiento de nuevos procedimientos para crear más Ultramarines. No pasa mucho tiempo antes de que nuevas cruzadas reclamen al Lord Comandante del Imperio lejos de Ultramar y este vuelva a salir a la oscura galaxia.
  • Las Campañas de Venganza: Los Ultramarines dirigen una coalición de Capítulos sucesores y Casas de Caballeros hacia los sistemas estelares vecinos. Mientras intenta liberar siete mundos de la esclavitud demoníaca, el Señor del Capítulo Calgar organiza simultáneamente una campaña de golpes y retiradas para quebrar una vasta horda Orka antes de que pueda alcanzar el mundo forja de Metalica. Usando ataques rápidos, los Marines Espaciales ganan cientos de batallas, pero solo logran ralentizar a las violentas hordas pieles verdes al centrar la mayoría de sus esfuerzos en las legiones demoníacas. Tres de los siete planetas objetivo son salvados, pero el grueso del sistema Tartella permanece en manos de señores demoníacos.

Reclutamiento

Marines ultramarines batalla tiranidos behemoth

Ultramarines defendiendo Macragge de la invasión Tiránida de la Flota Enjambre Behemoth.

Los mundos natales de los Ultramarines están situados en la parte sudeste del Segmentum Ultima. Mientras la mayoría de los Capítulos tienen su Fortaleza-Monasterio en un solo mundo, los Ultramarines controlan al menos ocho de los sistemas vecinos. Este colectivo de sistemas se conoce como Ultramar y, aunque cada uno tiene su sistema de gobierno, fuerza armada y cultura, todos buscan el liderazgo de los Ultramarines de Macragge. Los mundos que rodean Macragge son de naturaleza altamente industrial y bajo el mando de Roboute Guilliman sufrieron una revolución hasta convertirse en prósperos y productivos planetas donde se recompensan la honestidad y la virtud. Los habitantes de estos mundos son disciplinados y muy leales a los Ultramarines.

En cuanto a sus defensas, cada mundo tiene un ejército propio, aunque también puede pedir la protección de los Ultramarines. Están exentos de reclutar tropas para la Guardia Imperial, pero la prosperidad y disciplina de Ultramar es tal que hay cientos de Regimientos preparados para combatir a lo largo de toda la Galaxia. Además de ocuparse de su propia defensa, los planetas de Ultramar proveen de reclutas a los Ultramarines y es un gran orgullo para una familia poder decir que uno de los suyos fue elegido para formar parte de los Marines Espaciales.

En los gloriosos días de la Gran Cruzada, los mundos que rodeaban Macragge dieron a los Ultramarines cientos de nuevos reclutas, materias primas y suministros. Esta tradición ha llegado hasta el día de hoy y se mantienen fuertes lazos entre Macragge y los planetas que lo rodean. Debido al parecido estructural que existe entre los planetas de Ultramar, no sorprende que muchos de ellos compartan un lenguaje, una cultura, una arquitectura y un estilo de gobierno comunes.

Macragge es un mundo rocoso protegido por numerosas baterías orbitales y dos gigantescos electrodos polares de defensa. Es aquí, en las duras montañas, donde los Ultramarines construyeron la Fortaleza de Hera y dispusieron el cuerpo de su Primarca en la capilla del Templo de la Corrección. El cuerpo del Primarca se mantiene aquí, dentro de un campo de éstasis, y es un lugar de peregrinaje para muchos ciudadanos leales al Imperio.

Planetas de Ultramar

Marines ultramarines veterano guerras tiranidas BN

Ultramarine en la Primera Guerra Tiránida.

Talassar es un planeta que sufre tormentas constantes, que posee violentos mares y que solo tiene un continente, cuyo nombre es Glaudor.

Por el contrario, los tres mundos de Quintarn, Tarentus y Masali comparten un mismo centro de gravedad y, exceptuando las enormes y cercadas ciudades agrícolas, su tierra es árida y desolada. Los ingenios eólicos ayudan a transportar el agua a ciudades con cientos de kilómetros cuadrados de tierra de labranza.

La población de Calth vive bajo el suelo, lejos de los letales rayos de su sol azul, envenenado hace tiempo por la Legión Traidora de los Portadores de la Palabra. Vastas cavernas subterráneas recorren la superficie terrestre y, aunque el planeta es autosuficiente (como el resto de los planetas de Ultramar), recibe gran cantidad de víveres de Iax. Sus astilleros son famosos y construyen gran parte de las naves que componen la flota de los Ultramarines y de otras del Imperio.

Tanto Iax como Espandor son mundos con una baja densidad de población que se encuentran en los límites de Ultramar. Iax es un mundo agrícola y uno de los planetas más productivos del Imperio, mientras que Espandor está compuesto básicamente por bosques y se rumorea que fue poblado cuando un grupo de comerciantes se vio desviado de su ruta por culpa de una tormenta de Disformidad durante la Era de los Conflictos.

Prandium fue en su tiempo la joya de la corona de Ultramar y su belleza natural era famosa en todo el Imperio. Hoy en día el planeta es estéril, cubierto de rocas áridas, desposeído de vida hace doscientos cincuenta años por la rapaz Flota Enjambre Behemoth.

Doctrina de combate

Ultramarines vs Orcs variation by DartP

Exterminadores de los Ultramarines.

"Regresad a vuestras celdas, hermanos. Cuidad vuestro equipo de combate para que os proteja en los días de lucha que se avecinan. Que el Emperador esté con todos vosotros"
Uriel Ventris, Capitán de la Cuarta Compañía de los Ultramarines


Como corresponde al Capítulo de Roboute Guilliman, los Ultramarines se adhieren rígidamente a los principios contenidos en el Codex Astartes. Durante diez mil años han combatido tal y como se describe en tan sagradas páginas. Puede que otros Capítulos interpreten libremente las palabras de Guilliman, pero, para los Ultramarines, tal desviación es impensable. El Codex Astartes es un trabajo de inspiración divina, santificado por el propio Emperador , y los Ultramarines no ven razón alguna para apartarse de esta sabiduría. Las experimentadas lecciones de disciplina y autoconfianza que se enseñan a las gentes de Ultramar desde su nacimiento fortalecen su carácter para que el día de mañana se mantengan fieles a unas enseñanzas que tienen más de mil décadas.

El codex tiene cientos de páginas para describir cómo enfrentarse y superar cada una de las situaciones tácticas que pueden darse sobre un campo de batalla. Cada guerrero del Capítulo debe memorizar secciones enteras del Codex de manera que entre todos los miembros de una Compañía puedan recitar el Codex Astartes entero. La sabiduría de miles de soldados imperiales ha contribuido al Codex y en estas páginas se contiene todo detalle militar, desde los detalles de los símbolos de una unidad hasta cómo realizar un asalto planetario a gran escala.

Organización

Tras la división de las Legiones de Marines Espaciales en fuerzas de combate menores, Guilliman dictó los preceptos organizativos de un Capítulo. Aunque algunos mantendrían más tarde organizaciones ligeramente diferentes a la descrita en el Codex, la mayoría de Capítulos permanecen fieles a sus enseñanzas. Los Ultramarines están divididos en 10 Compañías, cada una compuesta por 100 Marines Espaciales y dirigidas por un Capitán. La 1ª Compañía está formada por Veteranos de batalla y es, invariablemente, la más poderosa del Capítulo. También se trata de la única Compañía capaz de desplegar guerreros equipados con Armadura de Exterminador. Tras ser destruida completamente por la Flota Enjambre Behemoth, la 1ª Compañía de los Ultramarines ha sido reconstruida poco a poco y ahora, doscientos cincuenta años después, vuelve a encontrarse completamente operativa.

Las Compañías 2ª a 5ª son las Compañías de Batalla y están compuestas por una mezcla de Escuadras Tácticas, de Asalto y de Devastadores. Cada Compañía de Batalla es una unidad de combate autosuficiente, capaz de enfrentarse y superar cualquier amenaza. Conforman la espina dorsal del Capítulo y soportan el peso de la batalla. Las Compañías 6ª a 9ª son Compañías de Reserva y cada una de ellas está compuesta por escuadras de un solo tipo. Las compañías 6ª y 7ª son Compañías Tácticas, la 8ª es la Compañía de Asalto y la 9ª es la Compañía de Devastadores. La 10ª Compañía está integrada por Exploradores y por los más nuevos reclutas del Capítulo. Roboute Guilliman diseñó esta división hace diez mil años y ha sido beneficiosa para el Capítulo desde entonces.

Creencias

Marine Espacial Ultramarine Wikihammer

La dura vida de Macragge convierte a sus habitantes en personas con unos valores marciales muy fuertes y con una naturaleza trabajadora. La disciplina, la autoconfianza y el honor son virtudes cardinales y a los niños de Ultramar se les enseñan estos valores desde su más tierna infancia. Luego, estos valores se refuerzan en las academias militares y, para cuando los estudiantes se gradúan, se hallan entre los humanos más disciplinados de toda la Galaxia. A las gentes de Ultramar se les enseñó a respetar el poder del Imperio y que luchar en su nombre es el mayor servicio que una persona puede ofrecer al Emperador. Por ello, los guerreros y trabajadores de Ultramar son muy respetados en toda la galaxia y son ejemplo de fuerza, valentía y honor.

En batalla, los Ultramarines acatan las enseñanzas de Roboute Guilliman y combaten con toda su fuerza y ferocidad en nombre de su Primarca. Un viejo refrán de los Reyes Guerreros de Macragge dice que un guerrero debe volver del campo de batalla portando su escudo o tumbado sin vida sobre él, y esto se piensa aún hoy en día. Ningún guerrero de los Ultramarines avergonzará a su Capítulo y son muchas las hazañas realizadas por mantener el honor intacto recogidas por los Bibliotecarios.

Día del Recuerdo

El Capítulo de los Ultramarines rinde homenaje a los que murieron luchando en la Primera Guerra Tiránida contra los Tiránidos de la Flota Enjambre Behemoth.

Semilla genética

Ultramarines movie

La Herejía de Horus hizo evidente las debilidades de la semilla genética de las diferentes Legiones de Marines Espaciales, lo que fue exacerbado gracias a las técnicas aceleradas de cosecha de cigotos usadas por las propias Legiones. Cuando las Legiones se dividieron en Capítulos, en Terra se construyó un depósito genético para almacenar y controlar la pureza de esta semilla genética. Al ser la mayor Legión de Marines Espaciales, la contribución de los Ultramarines a este depósito fue mayor que la de ninguna otra Legión y, como resultado, su semilla genética se convirtió en la plantilla de la de muchos Capítulos de la Segunda Fundación.

El colectivo de estos Capítulos creados a partir de la semilla genética de los Ultramarines almacenada en Terra es conocido como los Primogénitos o "Primeros Nacidos" y también veneran a Roboute Guilliman como padre fundador.

La semilla genética de los Ultramarines es, con mucho, la más pura de todas y no se conocen aberraciones en su estructura. Cada uno de los órganos esotéricos utilizados en la ardua creación de un Marine Espacial de los Ultramarines es totalmente funcional y se puede decir de este capítulo que es tan perfecto hoy como lo era en tiempos del propio Guilliman.

Apariencia

[En construcción, disculpen las molestias.]

Reliquias conocidas

  • Espada de Energía rota del Capitán de la Cuarta Compañía, Idaeus. Fallecido en combate. Colocada en el relicario más sagrado del Capítulo.

Naves conocidas

Ultramarines DOW2

Ultramarines en Dawn of War II.

En la Herejía

Nombre de la nave clase estado última localización Comandante(S) Función

Honor de Macragge

Barcaza de Batalla

----

---------

El Primarca Roboute Guilliman y el capitán humano Bohan Zedoff (sustituido a su muerte por Ouon Hommed).

Nave insignia de la XIII Legión.

Ceres

Barcaza de Batalla clase Dominus

Destruida

---------

---------

Hombre de Armas

Barcaza de Batalla

Activa

---------

---------

Guantelete de la Victoria

Barcaza de Batalla

Activa

---------

---------

Hijo de Ultramar

Barcaza de Batalla

Destruida

---------

---------

Guantelete del Poder

Barcaza de Batalla

Activa

---------

---------

Puño de Macragge Acorazado clase Lunar Destruida ------- el Capitán Hector y el señor del timón Cervantes
Ultimus Mundi Acorazado Activa -------- ---------
Espíritu de Konor Acorazado Destruida Calth ---------
Protesta de Narthan Dume Acorazado Destruida Calth
Suspiria Majestrix Gran Crucero Activa Calth
Antrodamicus Gran Crucero Destruida Calth
Santidad de Saramanth Destructor Pesado Destruida Calth el capitán humano Ouon Hommed
Mlatus Crucero de Asalto Activa Calth
Samotracia Crucero Activa
Antipatía Crucero Destruida Calth
Estación de Ultramar Crucero de Piquete Destruida Calth
Burnabus Nave de Escolta Destruida Calth
Jeriko Rex Escolta Rápida Destruida Calth
Campanile Gabarra Naval Destruida Calth
Despedida Carguero de Apoyo Destruida Calth
Vospherus Carguero de Apoyo Destruida Calth
Anthropheles Transporte de Tropas Destruida Calth
Johanipus Artemisia Carguero Activa Calth
Steinhart Carguero Destruida Calth
Coraje de Konor Carguero Destruida Calth
Cavascor ¿Crucero? ¿Activa? Calth
Lutine ¿Crucero? ¿Activa? Calth
Janiverse Fragata Destruida Calth
Gladius ¿Fragata? Destruida Calth
Amenaza de Fortis
Destruida Calth
Constelación de Tarmus
Destruida Calth
Cornucopia
¿Activa? Calth
Vernax Absalom
¿Activa? Calth
Liberación de Terra
¿Activa? Calth
Aflicción de Solonim
¿Activa? Calth
Aegis Occluda
¿Activa? Calth
Triunfo de Iax
¿Activa? Calth
Usurpador Tarmus
¿Activa? Calth
Mlekrus Nave de Ataque ¿Activa? Calth
Alta Ascensión
¿Activa? Calth
Testamento de Andrómeda Transporte de Tropas ¿Activa? Calth
Confianza Pretoriana
Activa ---------
Vigilia Ininterrumpida
Activa
Hijo Legendario
Activa
Gloria de Fuego
Activa
Guerrero Nova
¿Destruida?
Triunfo de Espandor
¿Destruida?
Crónica
Destruida Nuceria
Argo
Destruida Disformidad

En la actualidad

  • Aeternus (Barcaza de Batalla) - Activa.
  • Caesar (Barcaza de Batalla) - Destruida.
  • Emperor Incarnatus (Barcaza de Batalla) - Activa.
  • Lord Lamedon (Barcaza de Batalla) - Activa.
  • Octavius (Barcaza de Batalla) - Activa.
  • Pro Merito (Barcaza de Batalla) - Perdida en la Disformidad.
  • Seditio Opprimere (Barcaza de Batalla) - Activa.
  • Severian (Barcaza de Batalla) - Activa.
  • Fidelis (Crucero de Asalto) - Activo.
  • Garra de Macragge (Crucero de Asalto) - Activo.
  • Internecio (Crucero de Asalto) - Activo.
  • Iter Splendere (Crucero de Asalto) - Activo.

Miembros conocidos

Antes de la Herejía

  • Plana mayor de la legión.
    • Roboute Guilliman - Primarca de la XIII Legión.
      • Titus Prayto - Maestre de la Centuria Principal, bibliotecario y consejero de Roboute Guilliman.
    • El consejo de los Tetrarca.
      • Tauro Nicodemus - Tetrarca de Ultramar (Saramanth).
      • Eikos Lamiad - Tetrarca de Ultramar (Konor).
      • Eben Frain - Tetrarca de Ultramar (Occluda).
      • Stolos Amyntas - Tetrarca de Ultramar (Iax).
    • Comandantes y Legati (legados).
      • Marius Gage - Señor del 1º capitulo.
      • Valentus Dolor - legatus (sucesor de Eben Frain como Tetrarca), paladín del primarca.
      • Orfeo Cassandar - Legatus de los Evocati. Senescal de Armatura.
    • Cuerpo de los Invictari.
      • Drakus Gorod - Primer legatus de los invictari. Comandante feudal de la escolta Invictus del primarca.
      • Maglios - Teniente, guardaespaldas Invictus.
      • Cassian - Hermano de batalla.
  • Disposición de la legión.
    • Marius Gage - Señor del 1º capitulo.
      • Phratus Auguston - Señor Ultramarine. Sucedió a Marius Gage al frente de Macragge.
      • Remus Ventanus - Capitán de la 4ª Compañía.
        • Lyros Sydance - Antiguo Capitán de la 4ª Compañía.
        • Kiuz Selaton - Sargento. 4ª Compañía.
        • Archo - Sargento. 4ª Compañía.
        • Ankrion - Sargento. 4ª Compañía.
        • Barkha - Sargento. 4ª Compañía.
        • Naron Vattian - Hermano de batalla. 4ª Compañía.
        • Taeks - Hermano de batalla. 4ª Compañía.
      • Saur Damocles - Capitán de la 6ª Compañía.
        • Domitian - Sargento. 6ª Compañía.
        • Braellen - Hermano de batalla. 6ª Compañía.
        • Androm - Hermano de batalla. 6ª Compañía.
      • Evexian - Capitán de la 7ª Compañía.
        • Amant - Hermano de batalla. 7ª Compañía.
      • Lorchas - Capitán de la 9ª Compañía.
    • Verus Caspean - Señor del 2º Capítulo.
    • Niax Nessus - Señor del 3ª Capítulo.
      • Theon - Apotecario. 3º Capítulo.
      • Erikon Gaius - Capitán de la 21ª Compañía.
      • Honoria - Capitán de la 23ª Compañía.
      • Octavian Bruscius - Capitán de la 24ª Compañía.
      • Terbis - Capitán de Compañía.
      • Tales - Capitán de Compañía.
    • 4º Capítulo.
      • 34ª Compañía
        • Menius - Sargento. 34ª Compañía .
      • Teus Sullus - Capitán de la 39ª Compañía.
        • Greavus - Sargento. 39ª Compañía.
        • Urath - Sargento. 39ª Compañía.
    • Kaen Atreus - Señor del 6º Capítulo.
    • Lysimachus Cestus - Señor del 7º Capítulo.
      • Antiges - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
      • Excelinor - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
      • Amryx - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
      • Lexinal - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
      • Morar - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
      • Pytaron - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
      • Thestor - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
      • Saphrax - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
      • Laeradis - Guardia de Honor. 7º Capítulo.
    • Klord Empion - Señor del 9º Capítulo.
      • 82ª Compañía.
        • Arcadas - Sargento. 82ª Compañía.
        • Hylas Pelion ‘el Menor’ - Hermano de batalla. 82ª Compañía.
        • Molossus - Hermano de batalla. 82ª Compañía.
        • Daesenor - Hermano de batalla. 82ª Compañía.
        • Phornax - Hermano de batalla. 82ª Compañía.
    • 10º capítulo.
      • 97ª compañía.
        • Varinius - Hermano rompedor. 97ª Compañía.
    • Vared - Señor del 11º Capítulo.
    • 12º Capítulo.
      • Solon - Escuadra de mando. 12º Capítulo.
      • Ekritus - Capitán de la 111ª Compañía.
        • Caladin - Hermano de batalla. 111ª Compañía.
        • Cantis - Hermano de batalla. 111ª Compañía.
      • Phrastorex - Capitán de la 112ª Compañía.
        • Anchise - Sargento. 112ª Compañía.
        • Karends - Hermano de batalla. 112ª Compañía.
        • Naevius - Hermano de batalla. 112ª Compañía.
    • Sharad Antoli - Señor del 13º Capítulo.
      • Klion - Hermano de Batalla. 13º Capítulo.
    • 14º Capítulo.
      • Taerone - Capitán de la 135ª Compañía.
    • Evido Banzor - Señor del 16º Capítulo.
    • Aecus Decimus - Señor del 17º Capítulo.
      • Heutonicus - Capitán de la 161ª Compañía.
        • Kerso - Hermano de batalla. 161ª Compañía.
        • Bormarus - Hermano de batalla. 161ª Compañía.
        • Zabo - Hermano de batalla. 161ª Compañía.
        • Domnis - Hermano de batalla. 161ª Compañía.
        • Anteros - Hermano de batalla. 161ª Compañía.
        • Zaridus - Hermano de batalla. 161ª Compañía.
        • Verkus - Hermano de batalla. 161ª Compañía.
    • 20º capítulo.
      • Adallus - Capitán de la 199ª Compañía.
        • Arkus - Sargento. 199ª Compañía.
    • 21º Capitulo.
      • Honorius Luciel - Capitán de la 209ª Compañía.
    • 22º Capítulo.
      • Kletos - Hermano de batalla. 2ª Compañía.

Tras la Herejía

  • Lazlo Tiberius - Señor de la Flota. Gran Almirante, gobierna el crucero de asalto Vae Victus, de la Cuarta Compañía.
  • Invictus - Capitán de la 1ª Compañía durante la Batalla de Macragge (muerto).
  • Severus Agemman - Actual Capitán de la 1ª Compañía, Regente de Ultramar.
  • Titus - Posible antiguo Capitán de la 2ª Compañía.
  • Cato Sicarius - Actual Capitán de la Segunda Compañía, Señor de la Guardia.
  • Ardias - Anterior Capitán de la Tercera Compañía, muerto en combate contra los T'au.
  • Mikael Fabian - Capitán de la Tercera Compañía, Señor del Arsenal.
  • Caito Galenus - Capitán de la Quinta Compañía, Señor de las Marchas.
  • Epathus - Capitán de la Sexta Compañía, Señor de los Ritos.
  • Venetius Oricalcor - Anterior Capitán de la Séptima Compañía y Señor del Aprovisionamiento.
  • Ixion - Capitán de la Séptima Compañía, Señor del Aprovisionamiento.
  • Numitor - Capitán de la Octava Compañía.
  • Sinon - Capitán de la Novena Compañía.
  • Antilochus - Capitán de la Décima Compañía, Señor del Reclutamiento.
  • Galatan - Anciano y Portador del Estandarte de Macragge (muerto).
  • Helveticus - Anciano y Portador del Estandarte de Macragge (muerto).

Cuarta Compañía. "Los Defensores de Ultramar"

Ultramarines color

Ultramarines en combate.

  • Idaeus - Anterior Capitán de la Cuarta Compañía, se sacrificó heroicamente en el Puente Dos-Cuatro del planeta Thracia.
  • Uriel Ventris - Actual Capitán de la Cuarta Compañía, fue enviado a cumplir un Juramento de Muerte por fallar en el cumplimiento del Codex Astartes. Tras cumplirlo regresó a Ultramar, siendo una pieza clave en su defensa cuando el demonio M'kar atacó el sistema.
  • Harkus - Tecnomarine. Estuvo con Uriel Ventris en Pavonis, quien puso a su disposición el metal extraído de la tumba del C'tan en la Fortaleza de Hera, analizándolo y determinando que era inerte dado que el auspex no detectaba nada anómalo. Luego en la segunda visita a Pavonis, los T'au le tendieron una emboscada letal pero consiguió sobrevivir por lo que fue enterrado en un dreadnought.
  • Pasanius Lysane - Sargento Veterano. El amigo más antiguo y de mayor confianza del Capitán Uriel Ventris.

Leer más

Lista de Ejércitos de Marines Espaciales.

Lista de Capítulos Leales.


Frases célebres

  • "Somos Ultramarines. Ningún enemigo puede enfrentarse a nosotros mientras mantengamos la fe en el Emperador" -- Uriel Ventris, Capitán de la Cuarta Compañia de Ultramarines.

Fuentes

Extraído y traducido de Lexicanum Inglés.

  • White Dwarf 256, 264, 288 (Ediciones inglesa y estadounidense).
  • Codex: Marines Espaciales (Ediciones 3ª, 6ª, 7ª y 8ª).
  • Codex: Ultramarines (2ª Edición).
  • Codex: Templarios Negros (4ª Edición).
  • Codex: Tiránidos (4ª Edición).
  • Imperial Armour X.
  • Ordo Malleus Dixit (2001).
  • Cómo Pintar Marines Espaciales.
  • Serie de Novelas de los Ultramarines, por Ben Counter.
  • Crucible of War - Leviathan, por Graham McNeill.
  • The World Engine, por Ben Counter.
  • The Unremembered Empire, de Dan Abnett.