FANDOM


Teleportarium Imperial Activado

Teleportarium imperial activándose.

La teleportación es la habilidad tecnológica o psíquica de mover a un objeto de un punto a otro, de modo más o menos instantáneo, evitando recorrer toda la distancia entre ambos. Es utilizada por muchos ejércitos y unidades, incluyendo a los Exterminadores Marines Espaciales (tanto del Imperio como del Caos) y las Arañas de Disformidad.

TeleportariumEditar

Los Teleportarium son antiguos dispositivos arqueotecnológicos, creados durante la Era Oscura de la Tecnología y utilizados principalmente por el Imperio de la Humanidad, que permiten teleportar a través de la Disformidad a una persona u objeto entre dos puntos concretos del espacio, generalmente la superficie de un planeta o el interior de una nave estelar.

En la actualidad suelen ser utilizados principalmente por las principales fuerzas militares imperiales, en concreto el Adeptus Astartes y la Inquisición, aunque se sabe que los Marines Espaciales del Caos, debido a su relación con el Imperio previa a la Herejía de Horus, también disponen y hacen uso de dicha tecnología.

Aspecto y funcionamientoEditar

Estos masivos aparatos, tanto en su versión naval como en la planetaria, suelen estar instalados en enormes y ornamentadas cámaras, llenas de monstruosas máquinas mantenidas por miembros del Adeptus Mechanicus y protegidas por Astrópatas, quienes emplean sus mentes dotadas psíquicamente para generar una barrera de protección que permita un tránsito seguro para los viajeros.

Los individuos que van a ser teleportados se colocan sobre placas metálicas circulares, rodeados generalmente por plegarias de protección, sellos hexagramáticos o, en el caso de los Lobos Espaciales, antiguas runas defensivas. Las placas circulares están a su vez interconectadas mediante líneas metálicas, posiblemente sistemas de transferencia de energía. El conjunto está rodeado por un doble círculo metálico que actúa a la par como sistema de contención de las energías de teleportación y como método de defensa para aislar a la sala de cualquier posible intruso que aprovechara el conducto para penetrar en la nave o en la instalación desde la que se va a llevar a cabo el proceso de teleportación. En torno a este último círculo, en una pasarela elevada, se encuentran los altares desde donde los Tecnosacerdotes del Mechanicus dirigirán los rituales previos al proceso de teleportación.

Existen ciertas versiones portátiles de estos dispositivos, empleados generalmente por el Capítulo de los Caballeros Grises, y que no son más grandes que una mochila energética estándar, lo que les otorga una flexibilidad y movilidad en el campo de batalla similar, aunque menos precisa y bastante más peligrosa, a la de los Guerreros Especialistas Eldars de los Arañas de Disformidad.

El proceso del saltoEditar

A medida que se aproxima el momento del salto se va incrementando la energía libre que circula entre las máquinas, con lo que los momentos previos a una teleportación suelen estar preñados del fuerte aroma del ozono y de las descargas de energía estática generadas por la maquinaria a medida que el momento se aproxima, así como de una disminución gradual en la iluminación de la sala a medida que el sistema acumula potencia, hasta que sólo queda iluminada el área encerrada por el doble círculo. Finalmente, en medio de un resplandor relampagueante, los individuos a teleportar parten hacia su objetivo, proceso nada agradable ya que la sensación general suele ser de agónico dolor y aplastante presión.

AveríasEditar

Estos masivos artefactos exigen una gran cantidad de energía, y su uso en ocasiones puede verse interferido por fenómenos externos relacionados con el Inmaterium, como Tormentas Disformes o la presencia de entidades demoníacas en las cercanías. Asimismo, los principios tecnológicos en los que se basa su funcionamiento no están del todo claros, ya que no existen PCE de dichos artefactos, lo que hace que los que aún existen en funcionamiento dentro del Imperio, escasos y dispersos por toda su extensión, solo puedan verse sometidos a sesiones de mantenimiento y reparación que, a la larga, acaban siendo claramente insuficientes. A pesar de los dispositivos de seguridad incorporados en estos peligrosos aparatos, que en teoría deberían prevenir la posibilidad de accidentes, como la rematerialización de un sujeto dentro de materia sólida, estos no son a prueba de fallos.

Uso de los TeleportariumEditar

Dado el carácter supersticioso de la mayoría de los ciudadanos del Imperio, es lógico que la perspectiva de verse forzado a tener que emplear uno de estos dispositivos genere un miedo cerval en el personal civil. En el aspecto militar, sin embargo, la utilidad de estos dispositivos es bien conocida e innegable, al ser utilizados para ubicar escuadras de combate (el ejemplo más conocido son los Exterminadores del Adeptus Astartes) directamente en puntos concretos del objetivo o del campo de batalla, generalmente partiendo desde una nave en órbita o en trayectoria de aproximación al blanco. En el caso antes mencionado de los Marines Espaciales (tanto imperiales como del Caos), así como en el caso de las demás fuerzas imperiales que hacen uso de estos dispositivos, la posibilidad de retorno al punto de partida se ve reforzada por el uso de Balizas de Teleportación, que en el caso de los Exterminadores están incorporadas a sus armaduras de Exterminador.

A pesar de las críticas de algunos colectivos, como los miembros del Ordo Malleus de la Inquisición, que sienten desprecio por la idea de emplear la Disformidad para dar a las tropas del Imperio la capacidad de teleportarse, ni siquiera ellos pueden negar la gran cantidad de batallas victoriosas que dicha capacidad ha otorgado a la Humanidad.

Entre los comandantes imperiales de renombre que defienden los ataques basados en teleportación se encuentra el Primer Capitán Darnath Lysander del Capítulo de los Puños Imperiales, quien se sabe que dirige a sus tropas desde la vanguardia de los asaltos llevados a cabo por los Puños Imperiales desde la Falange, la masiva fortaleza monasterio espacial del Capítulo.

ArrasadoresEditar

Los Marines Espaciales del Caos Arrasadores son capaces de usar la teleportación, del mismo modo que los Exterminadores del Caos. Se trata probablemente de la misma tecnología en uso desde la Herejía de Horus en las Legiones Traidoras.

En general, se desconoce la razón por la que los Arrasadores pueden teleportarse, de la misma forma que todo lo que rodea a estas extrañas criaturas está envuelto en misterio, pero considerando sus probables lazos con el Mechanicum Oscuro y su teórico pasado como Tecnomarines de las Legiones Traidoras, esta habilidad no debería parecer extraña, puesto que puede asumirse que incorporaron balizas teleportadoras en sus cuerpos.

Arañas de Disformidad EldarEditar

Las Arañas de Disformidad utilizan en combate un generador de salto disforme que les permite cruzar la Disformidad para atacar o huir rápidamente de sus enemigos.

Los Eldars utilizan estas tropas de un modo parecido al de aquellas equipadas con retrorreactores de otras razas, pero su capacidad de materializarse de la nada y atacar con poco o ningún aviso previo no tiene precio para los comandantes Eldars, y supone una pesadilla para los tácticos enemigos.

Velo de OscuridadEditar

Los Líderes Necrones pueden usar un Velo de Oscuridad para teleportarse por el campo de batalla.

LlevalejozEditar

Llevalejoz Orko

Plataforma Llevalejoz Orka.

Los Orkos también usan la tecnología de teleportación, bien en forma de balizas personales o de enormes Plataformaz Llevalejoz que permiten enviar a la superficie de un planeta incluso enormes Pizoteadorez.

FuentesEditar

Extraído y traducido de Lexicanum Alemán, Lexicanum Inglés y Wikihammer 40K UK.

  • Codex: Caballeros Grises (5ª Edición).
  • Codex: Marines Espaciales (4ª Edición).
  • Codex: Marines Espaciales del Caos (4ª Edición).
  • Warhammer 40,000: Equipamiento (2ª Edición).
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.