FANDOM


Bulldog El Sargento Guillermito, mascota de los Marines Espaciales, tiene el honor de patrocinar este espacio por orden del Capellán Cassius de los Ultramarines. ¡Pulsa sobre él y te acompañará a una Cruzada épica!

¡Lee más! ¡Sin piedad, sin remordimientos, sin miedo!

Raldoron capitan angeles sangrientos wikihammer

Primer Capitán Raldoron

Raldoron fue el Primer Capitán de la Legión de los Ángeles Sangrientos, Señor del Capítulo de los Protectores y Escudero del Primarca Sanguinius durante la Gran Cruzada y la Herejía de Horus.

Fue escogido como primer capitán por poseer un estilo de combate adaptativo a cada situación, algo en agudo contraste con el estilo de Azkaellon, Comandante de la Guardia Sanguinaria, y porque conocía la mente y los corazones de los Hermanos de Batalla de la IX legión. Se le recuerda como uno de los más formidables guerreros de las legiones astartes, igualándolo a otros Primeros Capitanes de las legiones como por ejemplo a Ezekyle Abaddon de los Lobos Lunares, Sigismund de los Puños Imperiales o a Jago Sevatarion de los Amos de la Noche. Tras la Herejía, Raldoron se convirtió en el primer Señor del Capítulo de los Ángeles Sangrientos.

BiografíaEditar

Raldoron participó en la campaña que desarrollaron conjuntamente los Ángeles Sangrientos y los Lobos Lunares contra los Nephilim en el planeta Melchior. Tras la batalla, Raldoron descubrió que el Hermano Alotros había sucumbido a la “Sed de Sangre” y estaba “perdido”, por lo que informó inmediatamente a su primarca. Sanguinius en persona se encaminó para tratar a Alotros pero cuando lo encontró, Horus Lupercal se encontraba con él, lo que significaba que el primarca de los Lobos Lunares había descubierto el secreto de los “perdidos”. Después de intercambiar duras palabras con Azkaellon, Raldoron ordenó al Apotecario Meros de la Novena Compañía bajo el mando del Capitán Furio que supervisara la extracción de la glándula progenoide de Alotros y le ordenó que nunca jamás dijera ni una palabra de lo que alli había sucedido.

Raldoron acompañó luego a Sanguinius junto al Capitán Thoros a Nikaea para asistir al gran concilio que el Emperador de la Humanidad había convocado tras el triunfo de Ullanor. Mientras estaba presente, participó en el interrogatorio a Kasper Hawser junto a su hermano Calas Typhon, Primer Capitán de la Guardia de la Muerte, el Capitán General del Adeptus Custodes Constantin Valdor y los primarcas Leman Russ de los Lobos Espaciales y Fulgrim de los Hijos del Emperador. A raíz del edicto promulgado por el Emperador tras el Concilio de Nikaea, Raldoron estuvo conversando con el Capitán Amit de la Quinta Compañía el cual no estaba de acuerdo con el resultado emitido, pero Raldoron le avisó que sus palabras bordeaban la insubordinación.

Raldoron acompañaría más tarde a Sanguinius cuando los Ángeles Sangrientos, los Lobos Lunares y los Hijos del Emperador iniciaron el acatamientpo de Uno-Cuarenta-Veinte, también conocido como Muerte. Participó en la misión diplomática con la civilización Interex y también se presentó luego ante el Señor de la Guerra Horus para preguntarle porqué debía el Imperio hacer la guerra a los mismos Interexianos.


Participó en la acción conjunta de acatamiento que desarrollaron los Ángeles Sangrientos y la Legión Alfa sobre el Cinturón de Kayvas, exterminando a los orkos supervivientes de la Cruzada Ullanor. Tras la exitosa finalización de la campaña, el Capellán Tanus Kreed y el Capitán Uan Harox de los Portadores de la Palabra transmitieron a los Ángeles Sangrientos las órdenes del Señor de la Guerra: debían dirigirse de nuevo al Cúmulo Signus y acabar con los resurgidos Nephilim (creídos erroneamente extintos). Horus argumentó a los Ángeles Sangrientos que debían neutralizar a los Nephilim ya que supuestamente su tecnología les podría ayudar a curar la Sed Roja y solamente los detuvo el tiempo suficiente para que se uniera a sus fuerzas un equipo de exterminio de los Lobos Espaciales bajo el mando de Helik Cuchillorrojo.

Angeles sangrientos vs Chaos

Ángeles Sangrientos en batalla contra los demonios

En realidad, los Ángeles Sangrientos fueron dirigidos a una trampa tendida por Horus y Erebus diseñada para que el caos los corrompiera, enfrentándolos a una horda de demonios liderados por el Guardián de Secretos Kyriss y el Devorador de Almas Ka'Bandha.

Después que la Lágrima Roja se estrellara en Signus Prime, Sanguinius convocó el Concilio de los Ángeles. Cuando el Capitám Amit reveló que Horus había traicionado al Imperio, Cuchillorrojo reveló a su vez que la verdadera misión de su equipo era la de ejecutar a Sanguinius si no acataba el edicto promulgado por el Emperador en Nikaea. Además les explicó que Magnus el Rojo y los Mil Hijos habían incumplido dicho edicto lo que dejó estupefacto y sin palabras a Raldoron.

Después que Ka'Bandha hiriera a Sanguinius, Raldoron ordenó a los Ángeles Sangrientos que se dirigieran al lugar donde la Lágrima Roja había caído. Sin embargo, los marines fueron presa de una rabia asesina producida por la influencia caótica. Mkani Kano, el asistente de Raldoron en la Primera Compañía y antiguo bibliotecario, le reveló que se había reunido con algunos de sus hermanos en secreto ya que habían estado teniendo visiones de un Ángel Rojo. También le explicó que Tyllian Niobe, uno de los supervivientes encontrados por el Capitán Dar Nakir y el Apotecario Meros, era un paria, capaz de neutralizar la influencia psíquica.


Junto a Meros y la escuadra del Sargento veterano Orexis, Raldoron encabezó un escuadrón de purga para eliminar a Kyriss y a Ka'Bandha y salvar a los Ángeles Sangrientos de caer en la Sed de Sangre. En su avance se encontraron a la escuadra de Helik Cuchillorrojo, asesinada por la incontrolable rabia demente de los Ángeles Sangrientos. Raldoron y la escuadra de purga se infiltraron en el Sanctum de Kyriss y Ka'Bandha donde descubrieron qué era lo que alimentaba la rabia ígnea: el alma torturada de Tagas, Capitán de la 111ª Compañía y uno de los Hermanos de Batalla más allegados de Raldoron, el cual se creía que había muerto en el planeta Muerte. Raldoron consiguió matar a Harox pero estuvo cerca de ser asesinado a su vez por Ka'Bandha cuando Sanguinius volvió a la batalla tras ser revivido por los Bibliotecarios de la legión.

Cuando Kyriss propuso a Sanguinius que absorbiera la Rabia Ígnea en su interior, Raldoron le suplicó a su primarca que no lo hiciera pero fue Meros quién accedió a ocupar su lugar liberando temporalmente a los Ángeles Sangrientos de la Sed Roja. Tras la batalla, el Capitán Amit confesó que había sido uno de los que asesinaron a la escuadra de Lobos Espaciales, pero Azkaellon que ya había mentido al primarca diciéndole que habían sido asesinados por los demonios le hizo jurar que guardaría el secreto, ya que la férrea nobleza de Sanguinius le obligaría a soportar en solitario la culpa y la rabia de Leman Russ, y con el Imperio sumido en una guerra civil, lo que necesitaban los astartes leales era unidad.

Al acabar la Herejía de Horus, Raldoron sucedió a Sanguinius como nuevo Señor de los Ángeles Sangrientos (ya no como Legión sinó como Capítulo) y transportó sus restos mortales de vuelta a la Fortaleza-Monasterio de Baal.

PersonalidadEditar

A la vez que no era particularmente sociable o extrovertido, Raldoron se caracterizaba por saber leer los corazones y las mentes de sus hermanos de batalla por lo que Sanguinius lo escogió como Primer Capitán. El estilo de mando de Raldoron era extremadamente fluido y adaptable, permitiéndole modificarlo según las circunstancias de la batalla.

Equipo de combateEditar

Raldoron vestía una armadura de combate modelo Mark IV, que conservaba con un mantenimiento excelente pero que parecía de aspecto simple en comparación con la de Sanguinius o la de la Guardia Sanguinaria, de todos modos Raldoron poseía unas recargadas hombreras decorativas y unos brazaletes alados que utilizaba en contadas ocasiones.

En combate utilizaba una espada de energía y una pistola bólter. También utilizó un juego de espadas de combate que se mostraban expuestas todavía en la Regio Quinquaginta-Unus en el M41.

FuentesEditar

Extraído y traducido de Lexicanum Inglés .

  • Fear to Tread, de James Swallow.
  • Los Mil Hijos, de Graham McNeill.
  • Prospero en llamas, de Dan Abnett.
  • La Herejía de Horus, de Dan Abnett.
  • El Primer Hereje, de Aaron Dembski-Bowden.
  • Furia Roja, de James Swallow.
  • Herejía de Horus: Visiones de la Herejía, pág. 171.
  • Redimido (Relato breve)- Ángeles Sangrientos: 2º Omnibus, de James Swallow.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.