FANDOM


Bulldog El Sargento Guillermito, mascota de los Marines Espaciales, tiene el honor de patrocinar este espacio por orden del Capellán Cassius de los Ultramarines. ¡Pulsa sobre él y te acompañará a una Cruzada épica!

¡Lee más! ¡Sin piedad, sin remordimientos, sin miedo!

Inqsello Por orden de la Sagrada Inquisición este artículo debe ser mejorado para adaptarse al Código de Estilo del Círculo de Terra so pena de crucifixión para su autor. Si usted es el autor, por favor, no se mueva de la terminal en la que se encuentra, un acólito del Ordo Hereticus se dirige a su posición.
Marines angeles sangrientos sargento Rafen

Sargento Rafen.

Rafen es un Sargento de la 5ª Compañía del Capítulo de Marines Espaciales de los Ángeles Sangrientos.

Participó en el combate contra los Portadores de la Palabra tanto en Cybele como en Shenlong y consiguió ganarse la confianza de Mephistón, el Bibliotecario Jefe del Capítulo.

HistoriaEditar

JuventudEditar

Rafen nació en Baal Secundus, hijo de un jefe guerrero y hermano de Arkio. Rafen era el hermano mayor, y su padre le hizo prometer que cuidaría de Arkio.

Los dos hermanos participaron con 14 años en las pruebas de los Ángeles Sangrientos para ver si se convertirían en Marines Espaciales. Koris dirigía dichas pruebas, que fueron muy duras; pero ambos las superaban con éxito. Rafen era superior al resto de candidatos en casi todo, y solo Sachiel consiguió vencerle en un combate.

Sin embargo, Rafen tenía entonces un orgullo desmedido; y Koris, harto de su actitud, se deshizo de su servoarmadura y retó a Rafen a acertarle con su pistola bólter sin que Koris llegase a alcanzarle. Rafen aceptó imprudentemente, y solo le quedó ver como Koris esquivaba todos los disparos y le derribaba.

Rafen fue eliminado por ésto; mientras que Sachiel y Arkio, entre otros, fueron aceptados como neófitos. Procedió a dirigirse con tristeza hacia el desierto, esperando morir por la pena.

Sin embargo, la Thunderhawk que transportaba a Koris, Arkio y los demás candidatos con éxito en las pruebas fue atrapada por una masiva tormenta mientras ascendía, y se precipitó a tierra cerca de la posición de Rafen. Presentándose rápidamente para prestar ayuda, Rafen ayudó a Koris a defenderse contra peligrosos miembros de la fauna salvaje nativa. Tras haber salvado al Marine, Koris dejó claro que, después de todo y a causa de las bajas causadas por el accidente, había un lugar entre los candidatos para Rafen.


Marine TácticoEditar

Cuando Rafen tenía unos 100 años, luchó como marine táctico en el mundo cementerio de Cybele contra los Portadores de la Palabra en la 5ª Compañía de los Ángeles Sangrientos, bajo las órdenes de Koris. Llevaba un bólter y una servoarmadura estándar. Como a todo Ángel Sangriento, le era complicado refrenarse en combate.

Gracias a la casualidad, la Bellus recibió su mensaje de socorro y acudió en su auxilio. En ella viajaban tanto Sachiel como su hermano Arkio. Rafen se alegró efusivamente de que su hermano siguiera vivo, pero se encontró con una persona diferente a la que había visto por última vez 10 años atrás. Con Sachiel las relaciones seguían tensas. Mientras que Rafen había servido como un humilde marine táctico en destinos duros pero sin prestigio, Sachiel volvía como Sacerdote Sanguinario y Arkio como Guardia de Honor tras una campaña no excesivamente dura contra los orkos, pero cubierta de gloria porque habían recuperado la Lanza de Telesto.

Rafen luchó defendiendo tanto la fortaleza de Cybele como el espaciopuerto, donde se libró por muy poco de la Sed de Sangre inducida que provocaron una hermandad de psíquicos corrompidos en sus hermanos. También participó en la infiltración para volver al espaciopuerto y disparar con los cañones orbitales contra la nave caótica Ogro.

Fue, junto con Koris, uno de los primeros en recelar de la "bendición" de Arkio. Rafen era incapaz de profesar devoción a su hermano al igual que los demás, no podía dejar de tener la sensación de que algo muy malo había detrás de todo aquel asunto.


SargentoEditar

Rafen ascendió hasta alcanzar el rango de Hermano Sargento dirigiendo su propia escuadra tras la caída de Koris en la Rabia Negra durante el asalto a la Fortaleza Ikari en Shenlong. Sintió hondamente la caída en la maldición de su mentor y amigo, y creyó en las últimas palabras de Koris señalando al Inquisidor Ramius Stele como culpable. Rafen utilizó el canal de comunicación del difunto sargento para enviar un mensaje al Señor del Capítulo Dante informandole de la situación.

En Shenlong luchó arduamente en la batalla por el control de la Fortaleza de Ikari, y terminó impidiendo que Iskavan el Odiado liberase las terribles toxinas almacenadas, que habrían borrado toda vida del pobladisimo mundo. Tras ésto, tuvo que luchar con el propio Iskavan, que era mucho más fuerte que él y que le hubiera derrotado sin problemas de no aparecer Arkio con la Lanza de Telesto.

Jugó un papel protagonista durante los últimos acontecimientos que rodearon a los Ángeles Sangrientos, incluido el supuesto renacer de Sanguinius y el reciente asalto a los cuarteles generales de los Ángeles Sangrientos en Baal por parte de Fabius Bilis.

Habiendo vencido los Ángeles Sangrientos en la batalla de Baal, Rafen fue asignado por Lord Dante a la misión de recuperar un vial de la sangre de Sanguinius, robado por Bilis durante el cónclave llevado a cabo entre los Ángeles Sangrientos y sus Capítulos Sucesores. Como misión secundaria se ordenó a Rafen el ejecutar a Fabius Bilis por sus transgresiones contra el Capítulo.

Tras haber perseguido fútilmente durante un tiempo a Fabius Bilis con el crucero Tycho, Rafen recibió ayuda de su primo de sangre Noxx, de los Desgarradores de Carne. Juntos, los dos sargentos combinaron la fuerza de sus escuadras para capturar a Bilis, lanzando un asalto contra Matthun Zellik, un poderoso Magos del Adeptus Mechanicus. Zellik había tenido tratos con Bilis, quien había usurpado la identidad de otro tecnosacerdote llamado Haran Serpens, el mismo cuyo nombre había empleado Bilis como alias para infiltrarse entre los Ángeles Sangrientos durante los eventos de Baal.

La batalla contra Zellik tuvo lugar a bordo del “Arqueohorte”, una antigua e inusual nave de prospección tripulada por servidores y miembros de los skitarii. Aprovechándose de la presencia de un traidor entre los hombres de Zellik, Rafen, Noxx y sus hombres hallaron una ruta que les llevó hasta el salón de trofeos de Zellik, en donde procedieron a destrozar las reliquias recuperadas por el Magos y le obligaron a rendirse so pena de tener que dejar sus investigaciones. Durante la batalla, Rafen perdió su bólter en una emboscada tendida por Zellik. Sin embargo, entre las reliquias de la colección de Zellik encontró un rifle de plasma portador del nombre y las marcas del Capítulo de Aryon, un ancestral héroe ya fallecido de los Ángeles Sangrientos, que Rafen adoptó como nuevo arma.

A bordo del “Arqueohorte”, el Tycho y el Gabriel (en préstamo por los Desgarradores de Carne), Rafen y sus hombres viajaron hasta el planeta Dynikas V, donde Zellik había tenido contacto por última vez con Bilis. El planeta resultaba extraño de por sí, ya que había sido atacado por los Tiránidos, pero el conflicto había dejado intactos los océanos así como a muchas criaturas Tiránidas, adaptadas para sobrevivir en medios acuáticos, sin ninguna clase de liderazgo ó control. Tras tener que sacrificar el “Arqueohorte”, Rafen, Noxx y sus hombres descendieron a Dynikas V usando un sumergible para acercarse a la supuesta base de operaciones del Progenitor Fabius Bilis.

Durante la aproximación, Rafen y sus aliados tuvieron que enfrentarse a enormes criaturas Tiránidas similares en tamaño a los poderosos Krakens. Durante la batalla subacuática, Rafen quedó separado de sus aliados y a la deriva en la superficie, en donde los mutados esclavos de Bilis le capturaron y le llevaron hasta la fortaleza y los laboratorios de su señor. Rafen, desarmado e infectado con una extraña larva que lo inmovilizaba, fue llevado a presencia de Fabius Bilis quien, lleno de delirios de grandeza, le contó a Rafen que su plan final era clonar al mismísimo Emperador. Aunque estaba herido y debilitado, Rafen logró reunir fuerzas para atacar al Progenitor, acabando con él partiéndole el cuello.

Por desgracia, Bilis no estaba muerto. Inmediatamente tras el asesinato, Rafen fue llevado a la fuerza a una extraña arena en la que tuvo que luchar contra seres mutantes y contra Marines Espaciales capturados de otros Capítulos si quería evitar morir. Entre los espectadores, Rafen vio a Bilis con vida. Durante la pelea, Rafen convenció al taciturno Tarikus de los Águilas de la Perdición para que se uniera a él en un levantamiento contra Bilis. Fue entonces cuando Noxx, y los restantes Astartes del mando combinado que habían compartido Rafen y él, llegaron a la fortaleza. Ceris, un Bibliotecario de la escuadra de Rafen, contactó mentalmente con éste y le previno de que, para detener a Bilis, antes debía acabar con una extraña señal disforme existente en la fortaleza.

Dicha señal resultó ser un Zoántropo capturado por Bilis, quien lo había doblegado para crear portales en la Disformidad y mantener alejados a los Tiránidos del planeta. Curiosamente, el Zoántropo dio con alegría la bienvenida a la muerte cuando Rafen acabó con él.

Durante la consiguiente batalla, Fabius Bilis murió no menos de cuatro veces, y la verdad quedó revelada cuando Rafen y un grupo de sus aliados se encontraron al mismo tiempo a dos copias de Bilis: Sólo eran clones del verdadero Bilis, quien ni siquiera se encontraba en el planeta. Aún así, el último clon de Bilis tenía en su poder el ansiado vial con la sangre de Sanguinius, la cual Rafen consiguió arrebatar a Bilis inyectándosela a sí mismo con vistas a derrotar al servidor del Caos. Aprovechándose del medio de escape de urgencia de Bilis, Rafen, sus hombres y los esclavizados Marines Espaciales, ahora liberados, se teleportaron a Dykinas V mientras los Tiránidos arrasaban la fortaleza..

El destino de Rafen tras completar su misión es desconocido. Sigue vivo, pero su situación actual sólo son conocidos por Lord Dante.

CarácterEditar

Como hermano táctico, le costaba reprimir sus ansias de disparar sobre el enemigo; llegando a acelerarsele el pulso y ponersele blancos los nudillos en las ocasiones en las que debía mantenerse infiltrado; cosa habitual debido a la Sed de Sangre que padecen los Ángeles Sangrientos. Sin embargo conseguía cumplir fielmente las órdenes.

Incluso como marine táctico, la vista se le nublaba y entraba en furioso frenesí si tenía que matar en cuerpo a cuerpo, aunque rápidamente se controlaba. Una enemigo muerto en cuerpo a cuerpo es más gratificante para todo Ángel Sangriento.

La Escuadra de RafenEditar

La siguiente lista comprende miembros de los Ángeles Sangrientos actualmente bajo el mando de Rafen.

  • Turcio- Uno de los Ángeles Sangrientos que eligió seguir a Arkio. Actualmente porta una marca de penitencia.
  • Puluo- Un taciturno Devastador entrenado para usar un bólter pesado.
  • Kayne- Un Ángel Sangriento bastante joven y de extraordinaria puntería.
  • Ajir- Otro Ángel Sangriento bajo las órdenes de Rafen.

De interésEditar

FuentesEditar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.