FANDOM


Bulldog El Sargento Guillermito, mascota de los Marines Espaciales, tiene el honor de patrocinar este espacio por orden del Capellán Cassius de los Ultramarines. ¡Pulsa sobre él y te acompañará a una Cruzada épica!

¡Lee más! ¡Sin piedad, sin remordimientos, sin miedo!

Pedro kantor image

Pedro Kántor dirigiendo a sus Puños Carmesíes para reconquistar su mundo natal.

Pedro Kántor es el actual Señor del Capítulo de los Puños Carmesíes, y uno de los supervivientes de la Invasión del Mundo de Rynn  en el año 989.M41. A diferencia de otros hermanos de batalla más sencillos en sus pensamientos, a Pedro Kántor le preocupaban además otros temas como los peticionarios anuales, las reformas de leyes planetarias o las relaciones comerciales del sector.

Historia Editar

Pedro Kántor fue mencionado por primera vez en los anales de su Capítulo durante la Batalla de Melchitt Sound, cuando era un Sargento. Dirigiendo una escuadra de abordaje, Kántor inutilizó un Kruzero Orko, El Gruñido, rompiendo las filas enemigas y siendo decisivo en victoria de la Armada Imperial.

Kantor seguiría destacando durante los siguientes 200 años, a menudo al lado de su gran amigo, el legendario Capitán Cortez. Ambos participaron en campañas como la Cruz de Acero, la defensa de Fortaleza Maladon y la Campaña de Kardian.

Fue ascendido al rango de Señor del Capítulo en el año 900.M41 y cuando el ¡Waaagh! de Snagrod sacudió el Mundo de Rynn en el año 989.M41, Kántor fue uno de los afortunados Marines que sobrevivió al fatídico ataque con misiles que arrasó la Fortaleza Monasterio de los Puños Carmesíes ya que se hallaba en ese momento fuera del bastión, haciendo una inspección rutinaria con su Guardia de Honor. Kántor fue testigo de las potentes explosiones que rasgaron el corazón de su Capítulo, pero estoicamente apartó a un lado su dolor para consolidar las fuerzas que aún lideraba.

Sopesando sus opciones, Kántor decidió dirigirse hacia la ciudad de Nueva Rynn, donde una pequeña fuerza de Puños Carmesíes permanecía como centinelas junto a la guarnición local. Fueron diez días de duro viaje a través de un territorio plagado de bandas de guerra Orkas. Durante las horas de luz, Kántor y sus hombres fueron forzados a buscar abrigo allí donde podían – reposando contra las ruinas de una granja un día o escondiéndose dentro de una mina abandonada al siguiente.

Kántor llegó a la ciudad de Nueva Rynn completamente exhausto, con la armadura cubierta de manchas de sangre Orka. Apenas la mitad de los Puños Carmesíes que se embarcaron en el viaje sobrevivió para alcanzar las puertas de la ciudad, y ninguno de dichos guerreros llegó ileso, aunque su resolución nunca flaqueó. Tan pronto como Kántor hubo llegado, una numerosa fuerza de pielesverdes se dirigió a Nueva Rynn. Lo que los Orkos encontraron no fueron guarniciones vacilantes, sino una fuerza de Marines Espaciales vengativos y resueltos. Bajo el liderazgo de Kántor, la ciudad de Nueva Rynn permaneció inexpugnable, y dieciocho meses después, se convirtió en zona de pruebas de la ofensiva para expulsar a los Orkos del Mundo de Rynn. Como resultado de la batalla, Kántor organizó sus recursos y empezó a reconstruir el Capítulo.


Marine pedro kantor puños carmesíes

Pedro Kántor, Señor del Capítulo

La decisión de conservar y reunir fuerzas para intentar la reconstrucción siempre es una decisión muy difícil para un orgulloso Marine Espacial. Una operación militar con sus últimos recursos probablemente habría destruido cualquier esperanza de reconstruir el Capítulo, así que Kántor tuvo que usar sus fuerzas en operaciones más pequeñas donde los Marines Espaciales de élite podían infligir el daño máximo a cambio de unas pérdidas mínimas o inexistentes de tropas.

Incluso después de ganar la guerra, Kántor tuvo que hacer todo lo posible para impedir que los Altos Señores de Terra disolvieran el Capítulo debido a sus enormes pérdidas. Se supone que cualquier Capítulo con sus efectivos por debajo del 25% ya es irrecuperable por riesgo de mutación de la semilla genética. Aun así, Pedro Kántor lo intentó y sus esfuerzos han dado sus frutos: a fecha del 999.M41, los Puños Carmesíes han vuelto a alcanzar el 50% de sus fuerzas originales.

Cruzada IndomitusEditar

La historia parecía condenada a repetirse cuando el Mundo de Rynn fue atacado por incursiones de demonios durante las tormentas disformes que siguieron a la Gran Fisura. El Príncipe Demonio Rhaxor y sus legiones infernales atacaron, y los Puños Carmesíes fueron de nuevo superados numéricamente y acosados en su mundo natal. Tres veces lideró Pedro Kántor puntas de lanza para rechazar al enemigo. Cuando la Cruzada Indomitus llegó de forma inesperada, el propio Roboute Guilliman contempló la pila de cadáveres del enemigo, y alabó tanto al Capítulo como a su valeroso líder.

Los demonios habían devastado el planeta y el capítulo, tan duramente reconstruido, quedó diezmado de nuevo. Con los refuerzos Primaris del Archimagos Belisarius Cawl, había compañías enteras de Puños Carmesíes que nunca habían conocido el Mundo de Rynn o los rituales del capítulo. Kántor, abrumado por la presencia del Primarca  de los Ultramarines, estaba demasiado sobrepasado para hacer nada más que agradecer al Lord Comandante del Imperio su oportuna llegada. Presionado por el tiempo, Guilliman pasó tres días en el Mundo de Rynn mientras su cruzada se reagrupaba. Antes de partir, Guilliman convocó a Pedro Kantor.

Llegando tarde, y aún con el mismo atuendo de la batalla sin limpiar, el Señor del Capítulo de los Puños Carmesíes sintió nerviosismo ante el Primarca. Guilliman se percató al instante del malestar de Kántor. Por primera vez en meses el Primarca rió. No con malicia, sino con júbilo. “Estate tranquilo, Señor de Capítulo” dijo. “no te he llamado para reprenderte, sino para hablarte formalmente. Rogal Dorn pensaba que no había propósito más alto para los Astartes que la unificación de la Humanidad. Veo eso en ti y también su determinación. Necesitamos… necesito hombres que combatan con bravura aun afrontando grandes tragedias. Estos días he visto con mis propios ojos cómo inspiras una intensa lealtad en aquellos que te rodean, y te he visto cumplir con tu deber por encima de la gloria o la venganza. Mi hermano estaría orgulloso. Reagrupa a tu Capítulo Pedro Kántor, y mira al futuro más que al pasado. El Sector Loki, y todo el Imperio, te necesitan".

ArmamentoEditar

Las armas de Pedro Kántor incluyen un Puño de Combate y la Flecha de Dorn, un antiguo y venerado bólter tormenta acoplado a su guantelete, llamado así en honor a Rogal Dorn, el Primarca de los Puños Imperiales (los fundadores de los Puños Carmesíes). Pedro Kántor lleva un cargador fijado en la espalda del tipo que se usa en los vehículos, de gran capacidad, llevando aproximadamente 800 proyectiles de munición Kraken. Esto le permite una mayor capacidad de disparo, de penetración y de destrucción.

MiniaturaEditar

  • 5ª Edición.

FuentesEditar

Extraído y traducido de Wikihammer 40K UK.

  • Codex: Marines Espaciales (Ediciones 5ª, 7ª y 8ª).
  • White Dwarf nº 94, 235, 275 y 288 (Edición estadounidense).
  • Crimson Tears (Novela), de Ben Counter.
  • Rynn's World (Novela), de Steve Parker.
  • Traitor's Gorge (Novella), de Mike Lee.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.