FANDOM


Genestealer 2

Robagenes, mascota del Gran Devorador, patrocina este espacio hasta que la Mente Enjambre lo convierta en biomasa. Pulsa sobre él y te mostrará la terrible gloria biológica de los Tiránidos.

El Enjambre también se alimenta de tus visitas...

Arma5

El lanzadardos (Spinosus Manus) es un biomorfo Tiránido.

DescripciónEditar

Este organismo presenta normalmente un cordón umbilical que se conecta a la larga laringe que rodea el cuerpo del huésped. El Lanzadardos es un crustáceo que desarrolla una serie de letales espinas venenosas similares a las de muchos equinodermos oceánicos. Estas espinas están conectadas con muy poca firmeza a una serie de conductos de respiración alineados.

El Lanzadardos emplea un método de disparo bastante inusual: las bolsas respiratorias de grandes músculos del cuerpo del huésped canalizan todo el volumen de gases procedentes de la respiración del Tiránido hacia estos conductos, con lo que la munición sale disparada. La propia criatura sólo permite que se dispare una sección del arma cada vez para asegurarse de que pueden efectuarse varias descargas si fuese necesario.

OrigenEditar

Lanzadardos Tiránidos 40K

En su presente forma, el organismo es incapaz de disparar sus espinas sin ayuda del huésped. Parece que se ha practicado ingeniería genética en un crustáceo depredador del océano abisal que utilizaba la compresión de gases para cargar sus baterías de armas de una manera similar a la forma actual. El largo cordón umbilical podría indicar que la forma primitiva de la criatura pasaba gran parte del tiempo firmemente anclada al lecho marino o a los arrecifes de coral mientras que elevaba la laringe para obtener gases. Los líquidos requerirían una mayor energía que los gases para ser comprimidos en un nivel útil. Las autopsias indican vestigios de traíllas y branquias allí donde deberían de haber estado ancladas las espinas. Esto habría permitido al organismo descargar las espinas, con el violento retroceso subsiguiente, sin desengancharse de su punto de anclaje. Incluso si hubiese alcanzado el grado máximo esperado de desarrollo biológico (sin manipulación genética), los gases acumulados en su interior habrían afectado negativamente la flotabilidad de la criatura, por lo que habría necesitado un anclaje más firme para no ascender por la diferencia de presión. Esto habría provocado que el organismo fuese vulnerable a los depredadores.

FuentesEditar

  • Codex: Tiránidos (Ediciones 4ª-5ª).
  • Warhammer 40,000: Reglamento (6ª Edición).
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.