FANDOM


Dark Eldar chibi Maestitia Relictus fanart El Arconte Marquesade, mascota de los Drukhari, os ha invitado a leer su magnífica biblioteca sobre los secretos de Commorragh. Pero si hacéis el más mínimo ruido, vuestro dolor no tendrá final...

Sigue leyendo, tu alma ya es nuestra

Haemonculus Wikihammer

Hemónculo Eldar Oscuro

"¿Dónde se encontraba el arte si el individuo así honrado no podía sentir nada de aquello."

El Cirujano, Hemónculo jefe de la Kábala de la Espada Hendedora

El conocido como El Cirujano es el Hemónculo jefe de la Kábala de la Espada Hendedora, al servicio del arconte Kesharq. Los ojos de El Cirujano no estaban acostumbrados a la luz brillante. Todo el mundo estaba de acuerdo en que realizaba sus mejores trabajos en una penumbra cercana a la oscuridad. Reconocido en la Kábala por las maravillas que podía llegar a hacer.

HistoriaEditar

Después de ser exiliados de Commorragh, la Kábala se estableció en un asteroide cerca del espacio de Pavonis.

Allí el arconte Kesharq le ordenó que trabajase sobre el kyerzak, refiriéndose a Kasimir De Valtos. Durante horas, deshizo con destreza cada centímetro del hombre hasta llegar al hueso, dejando al descubierto sus músculos y sus órganos y convertirlos en tiras sangrientas de carne goteante. Qué fácil le resultaría continuar abriendo y llegar hasta el cráneo, dejándolo convertido en un esqueleto aullante. La tentación era grande, pero se resistió; sabía que el arconte Kesharq le haría pasar una agonía mil veces peor en su propio cuerpo si moría el sujeto demasiado pronto.

Armamento y equipoEditar

El Cirujano suele trabajar en una cámara quirúrgica octogonal. La estancia estaba en penumbra. La luz no era demasiado fuerte. Había una mesa formada por una placa de metal ondulado con las patas atornilladas al suelo en el centro de la estancia, rodeada por artefactos compuestos por hojas afiladas, largas agujas y sierras para cortar huesos. No había ninguna cincha ni correa que sujetara a sus víctimas de torturas y experimentos. El Cirujano necesitaba una total libertad de movimientos sobre el cuerpo para trabajar, y las drogas impedirían que el sujeto pudiera moverse.

Solía administrar la cantidad exacta de drogas para lograr ese efecto, aunque no la suficiente para impedir que sintiera parte del proceso al que iba a ser sometido.

Siempre lleva puesta una bata roja sin ninguna señal o marca. También viste unos guantes de goma gruesa que llegaban hasta el codo. Los dedos de los guantes acababan en unos delicados escalpelos y en diversos instrumentos quirúrgicos chasqueantes. Porta una sierra estrecha para cortar huesos.

Poseedor de una maquinaria alienígena que dejaba escapar un leve zumbido, compuesta por tubos de goma, fuelles siseantes y recipientes llenos de sangre gorgoteante que rodeaban el procedimiento suministrándole con suavidad fluidos preservadores de la vida al sujeto todavía palpitante. Un artefacto repulsivo parecido a una horca aserrada, ascendía y se quedaba colgado junto encima de la mesa sujetando a un organismo reluciente parecido a un escarabajo que palpitaba con una respiración áspera. Unas agujas delgadas, negras y quitinosas surgieron de su tripa hinchada y se ponían a trabajar en cada uno de los trozos de carne. Moviéndose a una velocidad superior a la que podía captarse a simple vista, arracaban restos de materia fibrosa de aspecto enfermo de cada uno de los órganos y pedazos de músculo y colocaron nuevas tiras de materia orgánica translúcida en su lugar.

El artefacto bajaba a la criatura reluciente hasta colocarla sobre la cara del individuo, y su parte inferior carnosa se rozó suavemente contra su piel. Las agujas negras surgieron de nuevo de su cuerpo, extendiéndose por encima de las mejillas para luego entrar por la nariz, los oídos, la boca y los ojos hasta el interior de su cráneo. Unos agudos pinchazos de dolor sacudieron su cerebro cuando cada nervio, cada arteria, cada vena y cada capilar era retirado y sustuido. Antes de que se pudriera y desapareciera la criatura, El Cirujano le abriría el tórax por la mitad para retirar un saco goteante de color amarillo parecido a un huevo. Sería necesario para criar otro organismos para el siguiente proceso.

FuentesEditar

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.