FANDOM


Reliquias de una campaña de purga y matanzas tan horrible que nadie, salvo el Rey Lobo y su círculo más interno de Sacerdotes, tenía permitido recordarla salvo en los ecos de las pesadillas, las bombas de estasis clase Yimira eran armas arcanas que rompían y dañaban el flujo temporal a su alrededor cuando detonaban.

Sólo estar en las proximidades del radio de explosión de estas terroríficas armas era ya tan peligroso como cualquier granada radiactiva, ya que una repentina distorsión temporal paralizaba al objetivo, pero de forma inconsistente, un efecto que podía dejar a su víctima congelada fuera del ritmo de la existencia, convertida en un eco atrapado y perdido en el vacío, o quebrada como una estatua de hielo.

También podía provocar el veloz deterioro de la carne y los órganos del portador, al ser este afectado por un campo de estasis dañado. Sin embargo, sus únicos usuarios conocidos, los Vasallos de la Muerte, sentían poca preocupación por semejante destino.

FuentesEditar

  • The Horus Heresy VII.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.