FANDOM


Maestro Administratum 3 El Archiescriba Primuscriptor, mascota del Imperio de la Humanidad, ha marcado este artículo como propiedad del Adeptus Terra. Pulsa sobre él para aprender más sobre los dominios del Emperador.

El conocimiento es poder. Guárdalo bien.

Emblema Auxiliares Solares Solar Auxilia FW ilustración

Emblema de los Auxiliares Solares.

"Que este sea mi epitafio: nací sin nombre y abandonado en la cuneta de un agujero sin sol, pero he muerto como un conquistador de mundos."
Supuestas últimas palabras del Lord Militante Erais Slaithe, comandante de la 74ª Flota Expedicionaria, en la Caída de Golgothea Terax (0322884.M30)


De la miríada de regimientos y batallones del Imperialis Auxilia, más conocido como el Ejército Imperial, los Auxiliares Solares (Solar Auxilia en gótico clásico) estaban entre las fuerzas más elitistas, disciplinadas y mejor equipadas, y muchos los consideraban inferiores solo a las sobrehumanas Legiones Astartes en efectividad militar. Aunque algunos observadores podrían señalar unidades singulares y regimientos concretos cuya habilidad, poder y reputación eran quizá superiores a los de los Auxiliares Solares, como los legendarios Luciferes Negros o los Hombres de Armas Marneanos genéticamente moldeados, lo que distinguía a los Auxiliares Solares era que no eran simplemente un único regimiento reclutado de una cultura particular o desplazado de un belicoso mundo sometido para servir al Imperio, sino un patrón: una cultura de guerra y un orden de batalla que había sido replicado con éxito en cientos de mundos. Como resultado, las cohortes y regimientos de Auxiliares Solares formaron el pilar central de las fuerzas armadas imperiales desde el amanecer de la Gran Cruzada. Mientras que los Marines Espaciales eran a la vez portaestandartes de la Gran Cruzada y sin duda su principal y más imparable fuerza, los Auxiliares Solares a menudo eran sus indispensables exploradores y sus más fiables soldados de a pie. Y, a medida que el Imperio se extendía para englobar miles de mundos, también fueron su primera línea de protección contra aquellos que intentaban destruirlo desde fuera o perturbar su paz desde dentro.

HistoriaEditar

OrígenesEditar

Como su nombre sugiere, los orígenes de los Auxiliares Solares se encontraban en el Sistema Solar y en Terra, durante los primeros días de la Gran Cruzada. Sin duda, el Emperador se dio cuenta desde el principio que aunque sus Legiones Astartes serían su principal herramienta de guerra y conquista, la inmensa escala de la Gran Cruzada, destinada nada menos que a liberar toda la galaxia, requeriría de muchas más tropas, extendidas por un área mucho mayor, de lo que ni siquiera cientos de miles de Marines Espaciales podrían lograr cubrir, simplemente porque no podrían estar en todas partes a la vez, ni harían bien cumpliendo papeles perfectamente ejecutados por los humanos ordinarios. De esta realidad nació el Excertus Imperialis: miles de millones de tropas de segunda línea y de apoyo, funcionarios, trabajadores, tripulantes, logísticos, cobradores de donaciones, adeptos y oficiales, y las incontables cantidades de armas, equipos y máquinas de guerra, transportes espaciales y naves de guerra necesarias; todos ellos destinados a hacer realidad la Gran Cruzada. Dentro de este vasto cuerpo de hombres y mujeres armados, había muchas divisiones altamente especializadas, organizadas y formuladas por la inteligencia transhumana del propio Emperador, cada una creada para servir a un propósito singular como un engranaje vital en la vasta maquinaria bélica del Imperio. Los Auxiliares Solares fueron una de esas divisiones especialmente creadas.

Los parámetros de esta creación fueron precisos: se reclutaría a un gran cuerpo de soldados de primera línea, cuyo principal teatro de operaciones sería el vacío y los ambientes hostiles de toda clase, tanto para apoyar a las Legiones Astartes en batalla, como para desplegarse liberándolas para que acudieran a operaciones más concentradas. Mientras que los Marines Espaciales serían ante todo el martillo de la Gran Cruzada, los Auxiliares Solares debían ser sus exploradores y vigilantes. Debían guarnecer las grandes naves de guerra y los puestos avanzados, servir junto a los Comerciantes Independientes y las Flotas Expedicionarias tanto como agresores como como defensores, y por tanto necesitarían ser disciplinados, entrenados y equipados más allá del nivel del miliciano medio. Una vez lograda la sumisión de un área del espacio y avanzados los frentes de la Gran Cruzada más allá de ella, también habrían de ser los Auxiliares Solares, con sus propias flotas y naves de guerra asignadas, quienes guardasen esos mundos y sistemas que ahora pertenecían al creciente Imperio frente a los incursores del exterior y a las rebeliones del interior. Aunque un destacamento de Auxiliares Solares no podría igualar el poder y la fuerza de las Legiones Astartes, estos compactos ejércitos móviles de control colonial eran más que capaces de acabar por sí solos con cualquier "guerra menor" y conflicto local. Si una amenaza resultaba demasiado fuerte para que ellos la sofocasen, estaban condicionados y equipados para aguantar la posición firmemente contra todo ataque hasta que pudiera pedirse ayuda y los Ángeles de la Muerte del Emperador fueran desatados contra los agresores.

La Orden SaturninaEditar

Al establecer la formulación estratégica y el modelo organizativo de los Auxiliares Solares, el Emperador, en su sabiduría, se basó en dos fuentes principalmente: las grandes fuerzas militares de las Guerras de Unificación de Terra y la Orden Saturnina. La guerra había sido una condición generalizada en Terra y su sistema durante miles de años, y con ella grandes ejércitos y culturas guerreras nacieron y murieron. De este crisol de batallas el Emperador extrajo mucho de lo que formaría parte de las estructuras y tácticas de todos sus ejércitos, y los Auxiliares Solares no serían distintos, pero fueron los altamente militarizados tecnoenclaves de Saturno, cuya experiencia en la guerra espacial no tenía rival, quienes aportarían más a la naturaleza de los Auxiliares Solares.

Los Gobiernos de Saturno se habían formado durante la Era de los Conflictos. Eran una dispar liga de dominios independientes y reinos formados por docenas de asteroides-enclave, arcologías orbitales y colonias lunares situadas en torno al gigante de gas que les daba nombre. Con el tiempo habían establecido una cultura común tecnológicamente avanzada, y aunque había abundantes conflictos interestatales, rivalidades y vendettas entre ellas, la necesidad de sobrevivir les hacía aliarse rápidamente ante amenazas externas, ya fueran la torva influencia de Marte o las horribles privaciones traídas por los incursores xenos y mutantes que acudían a saquear la riqueza y los recursos que tanto les había costado acumular. Sus ejércitos, que combinaban la flota de lejos más poderosa del Sistema Solar antes de la Unificación con las fuerzas armadas de élite conocidas como la Orden Saturnina, habían perfeccionado las armas y tácticas de la guerra espacial durante siglos, y hasta la llegada de las Legiones Astartes, no tuvieron rival en tales técnicas. Muchos han afirmado que la Gran Cruzada no comenzó de verdad hasta que los Gobiernos de Saturno se unieron voluntariamente al Imperio, ya que sus flotas, astilleros y experiencia en combate naval resultaron claves para la rapidez y la escala de la expansión inicial del Imperio. Los Auxiliares Solares también nacieron en este momento, y los diez primeros regimientos reclutados, conocidos colectivamente como los "Carneros Saturninos", no eran nada más y nada menos que los Hoplitas del Vacío de la Orden Saturnina, reorganizados y expandidos pero conservando sus armas inalteradas, y enviados con los primeros despliegues de las Legiones Astartes (en su mayoría, aún designadas solo por números) para conquistar las estrellas.

Pronto se hicieron más levas, y tanto Terra como Luna aportaron muchos nuevos regimientos basados en el mismo patrón que los de Saturno para satisfacer la demanda estratégica. Estos regimientos fueron desplegados con los mismos tipos probados de armas y equipo de los saturninos, incluyendo la efectiva y robusta armadura de vacío saturnina, que marcaría la apariencia particular de los Auxiliares Solares durante toda la Gran Cruzada. Este armamento fue complementado con otras variantes de armas y equipo diseñadas para su uso por humanos no potenciados en ambientes peligrosos y espaciales, las cuales se conocieron como el "modelo Solar", una designación proporcionada por el Mechanicum en base a las "fuerzas auxiliares solares" a las que estaban destinadas.

Liberación y conquistaEditar

Sección de Fusiles Láser Rapier FW Diorama

A medida que progresaba la Gran Cruzada, la efectividad de los Auxiliares Solares como concepto militar distinto y como fuerza militar coherente quedó demostrada una y otra vez, y las exigencias estratégicas de las siempre crecientes Flotas Expedicionarias y del territorio que conquistaban demandaron que se reclutaran más y más regimientos de Auxiliares Solares. El Sistema Solar no podía cubrir esta creciente necesidad por sí solo, y el patrón de los Auxiliares Solares fue aplicado en otros lugares, reclutándose pronto regimientos y cohortes por todo el Imperio, a menudo formándose en torno a cuerpos de experimentados oficiales juveniles y suboficiales tomados de otros regimientos.

Estas levas eran especialmente habituales en sistemas con una tradición establecida de combate naval y corso, y en muchos casos servían para absorber mejor a estas culturas en el Imperio, especialmente si había sido necesario someterlas por las armas. Estas cohortes de Auxiliares Solares eran normalmente enviadas lejos de sus estrellas de origen acto seguido, cortando así sus lazos con sus mundos natales y reduciendo cualquier posibilidad de rebelión posterior.

Esto, no obstante, no era siempre así, y con la introducción de las pruebas de aptitud mental y física a un cupo mayor de reclutas, también se formaron regimientos con éxito en mundos salvajes y feudales sin una gran sofisticación tecnológica ni una tradición naval, a menudo junto a levas más convencionales para el Ejército Imperial.

Las más exitosas de estas cohortes combinaban el salvajismo y el impulso vital encontrado en tales mundos guerreros con la disciplina y la potencia de fuego que hacían famosos a los Auxiliares Solares, formando una combinación verdaderamente letal. Esto se vio en famosas unidades, como los Cazadores de Cabezas Cthonianos que acompañaban a la 63ª Flota Expedicionaria del Señor de la Guerra Horus, y los Nacidos Marcados de Carak'tal que se hicieron legendarios por ser la única fuerza no Astartes en sobrevivir al asalto Khrave en la Puerta de la Perdición.

La tradición del servicioEditar

Sección de Asalto Veletaris hachas FW diorama

Hacia el segundo siglo de la Gran Cruzada, las fuerzas basadas en el modelo de los Auxiliares Solares conformaban quizás el 20-25% de todos los ejércitos cosmotransportados de primera línea del Ejército Imperial, con decenas de millones de soldados. Para la época de la Herejía de Horus, estas fuerzas estaban divididas en sus despliegues: unos dos tercios de sus cohortes estaban estacionadas permanentemente en el interior de las fronteras del Imperio, en misiones especiales y de guarnición, y el otro tercio separado entre diversas Flotas Expedicionarias, armadas de Comerciantes Independientes y navíos de exploración profunda en la cada vez más amplia y remota frontera. Al estar particularmente adecuados y organizados para mantener pocos lazos con el hogar y poder operar fácilmente como mandos desconectados, se hizo habitual que muchas Flotas Expedicionarias menores que incluían poca o ninguna presencia de Astartes fuesen dirigidas por un núcleo de Auxiliares Solares bajo el mando de un Lord Mariscal nombrado por el Consejo de Guerra imperial. El poder y la autoridad temporales de estos Lords Mariscales (y de los más importantes entre ellos, los Lords Militantes Imperialis) era formidable por derecho propio, y era habitual seleccionar entre ellos, su personal subordinado y sus capitanes navales a futuros Comandantes Imperiales coloniales y Comerciantes Independientes autorizados. Con la posibilidad de ser premiados con un poder absoluto bajo el Aquila sobre mundos enteros como tentación, no sorprende que la obtención de un rango en las cohortes de Auxiliares Solares destinadas a la frontera fuese muy buscada por oficiales ambiciosos, nobles menores y vástagos de las grandes casas de Terra. Algunas de estas posiciones eran ganadas y otras eran adquiridas más directamente, pero el destino y los infinitos peligros de la guerra y los mundos alienígenas servían en la mayoría de casos para eliminar rápidamente a aquellos cuya ambición superaba a su aptitud. En cualquier caso, hay que tener en cuenta que la búsqueda de riqueza y poder eran motivaciones a menudo tan válidas para la Gran Cruzada como el deber y el deseo de gloria y la creencia en la unificación de la Humanidad. Para los rangos inferiores, la atracción del servicio podía ser más prosaica, pero no menos valiosa: buen nivel de vida, paga y respeto por su sangre derramada en todo el Imperio, además de, si lo deseaban, poder retirarse tras haber servido durante treinta años con ciudadanía completa, concesión proporcional de tierras, dinero y estatus en una colonia recién fundada o un mundo recientemente sometido. Para los muchos que escogían servir varias veces y para quienes esto se convertía en una forma de vida, la recompensa final era mayor, y recibían tratamientos juvenat para extender su esperanza de vida y su utilidad en combate.

En el fondo, los Auxiliares Solares se convirtieron y fueron siempre un cuerpo endurecido de soldados profesionales, equipados y entrenados como las mejores fuerzas armadas humanas del Imperio, y una pieza maestra del tremendo progreso de la Gran Cruzada.

Organización estratégicaEditar

Según las directrices del Officio Militaris de Terra, las cohortes de Auxiliares Solares son el ejemplo definitivo de una formación de infantería pesada de vacío del Excertus Imperialis. Por tanto, están totalmente entrenadas y equipadas para actuar en zonas de guerra espaciales y ambientes planetarios peligrosos, y para operar tanto como tropas "interfaciales" (es decir, que durante el combate podían pasar del vacío a suelo firme) como librando duros abordajes. Las primeras fuerzas de Auxiliares Solares se disponían siguiendo el modelo estándar de una estructura regimental del Principia Belicosa, componiéndose nominalmente de 5000 soldados bajo el mando formal de un Legado-Coronel y un personal y cuerpo disciplinario de unos 300 oficiales y especialistas. Sin embargo, a medida que la Gran Cruzada se expandía, el papel de los Auxiliares Solares en el esfuerzo bélico se hacía más importante y la demanda de sus unidades aumentaba, de modo que el Alto Mando del Officio Militaris los reconfiguró en formaciones más grandes y altamente autónomas llamadas "cohortes". Estas "Cohortes Solares" debían ser muy compartimentadas y se basaban en parte tanto en las estructuras de algunas de las fuerzas de élite del Imperio Panpacífico durante las Guerras de Unificación como en elementos usados también en la organización de las nacientes Legiones Astartes. Una Cohorte Solar reunida constituiría nominalmente un ejército de 12000 individuos, con varios millares adicionales acompañándolos permanentemente como personal de apoyo de diversos tipos, todos bajo el mando de un Mariscal Solar. Esta organización se dividiría a su vez en varias subcohortes, cada una con una fuerza nominal de 1200 soldados bajo un Legado-Comandante, Comandante o Subcomandante dependiendo de su veteranía y del tipo particular de subcohorte.

La unidad fundamental de la Cohorte Solar a nivel táctico es el Tercio, una formación compuesta por tres Secciones de Auxiliares, cuya naturaleza se definía por su armamento y su papel en combate. El conjunto de Tercios podía ser reunido y desplegado de diversas maneras y en diversos tamaños para satisfacer una necesidad táctica en particular. El tipo de Tercio más común es el Tercio de Infantería, compuesto por tres Secciones de Fusiles Láser, cada una de ellas formada por veinte soldados de a pie con armadura de vacío y fusil láser, y dirigida por un oficial subalterno. Otros tipos son los Tercios "Veletaris", formados por tres escuadras de diez veteranos equipados con potentes armas de corto alcance, como pistolas de descargas volkitas o lanzallamas, y los Tercios de Fuego de Apoyo, con tres baterías de tres plataformas de armas de apoyo de infantería cada una, generalmente montadas en Rapiers.

Cada Tercio es una unidad autocontenida, y cada Auxiliar de los Tercios se entrenaba no solo como un soldado de primera línea, sino también en pilotaje espacial, ingeniería de combate fundamental, supervivencia en ambiente hostil y protocolos básicos de exploración planetaria. Esta combinación particular de habilidades distinguió a los Auxiliares Solares como una élite entre la soldadesca humana del Imperio desde los primeros días de la Gran Cruzada, y siempre fue motivo de orgullo entre sus filas.

Jerarquía básicaEditar

Esta era la principal estructura de rango y mando de una cohorte de Auxiliares Solares, de mayor a menor autoridad. Solo se incluyen los principales rangos tácticos, ya que había una considerable variabilidad en los títulos de las unidades especialistas (Medicae, Aprovisionamiento, Strategium, etc.):

  • Mando Estratégico:
  • Cohorte (Personal):
  • Tribuno.
  • Comandante Superior.
  • Subcohorte (Oficiales):
  • Subcomandante.
  • Teniente.
  • Subteniente.
  • Abanderado.
  • Tercio (Suboficiales):
  • Primus/Maestre de Tropas.
  • Sargento de Vacío.
  • Tercio (Tropas):
  • Veletarii - Veteranos.
  • Auxiliares - Soldados rasos.
  • Subauxiliares.

Doctrina militarEditar

La doctrina táctica de los Auxiliares Solares creció orgánicamente a partir de las operaciones de la Gran Cruzada, y era el resultado directo tanto de los inusuales ambientes en los que solían combatir como, en parte, de las cualidades particulares de sus armas y equipos. Cada miembro de los Auxiliares Solares debía alcanzar un determinado nivel de habilidad y aptitud para vestir la armadura de vacío. La coordinación y la disciplina eran para ellos de importancia suprema, pues las infracciones de disciplina y obediencia en una nave espacial pueden llevar rápidamente al desastre a todos, y en la guerra espacial esto es doblemente cierto. Aquellos que no lograban alcanzar los estándares requeridos en el entrenamiento eran descartados para que sirvieran como tripulantes navales o en una formación de Auxiliares menos selectiva; aquellos que no lo lograban durante el servicio activo, eran duramente castigados; y aquellos que no lo lograban en la batalla, eran sumariamente ejecutados por sus oficiales.

La coherencia y disciplina de los Auxiliares Solares era clave en sus principales tácticas: formaciones cerradas tanto en campo abierto como en los confines de una Zona Mortalis, concentración de potencia de fuego y defensa testaruda. Las estrategias de "defensa agresiva" eran habituales tanto a nivel de unidad como de ejército. Esto podía ejecutarse apoderándose agresivamente de terreno defensivo superior (o levantándolo con líneas de defensa prefabricadas, p. ej.) y provocando al enemigo para que atacara en términos favorables para ellos, fingiendo retiradas para atraer al enemigo a zonas de tiro previamente preparadas y lanzando avances arrolladores bajo la cobertura de apoyo cercano de blindados y aeronaves, y protegidos por transportes mecánicos. También era habitual hacer asaltos "relámpago" asimétricos, en los que se enviaban fuerzas en masa contra una parte concreta de la línea enemiga para lograr una victoria localizada minimizando las pérdidas. Estas estrategias eran posibles por la disciplina de las cohortes y por la sofisticación de sus armas, y nacían principalmente de sus misiones como exploradores de largo alcance para las fuerzas de Flotas Expedicionarias y de Exploradores, así como proporcionando respuesta rápida. En esos papeles, los Auxiliares Solares solían luchar solos y superados en número, y afrontar terreno desconocido y también enemigos potencialmente desconocidos. Su famosa disciplina y capacidad para "mantener la línea" en esas circunstancias puede verse no solo como una capacidad militar, sino como un rasgo de supervivencia: en un mundo alienígena o en el interior de una nave enemiga, salir huyendo no tiene sentido puesto que no hay refugio al que huir, y hacerlo lo condena a uno tanto como a sus camaradas.

Panoplia de guerraEditar

Uno de los rasgos más característicos de los Auxiliares Solares era su exclusivo armamento, que les distinguía de la miríada de otras fuerzas del Ejército Imperial, y que había evolucionado en base a su historia y a su particular papel en la vasta maquinaria de guerra del Imperio.

Armas personalesEditar

La pieza más singular y quizá icónica del equipo de un miembro de los Auxiliares Solares era su armadura de vacío, un traje hermético de combate blindado de cuerpo entero reforzado con caparazón, que incluía una unidad de soporte vital. La armadura de vacío vestida por los Auxiliares Solares, clasificada en su honor como "modelo Solar", era una modificación producida en masa de la antigua armadura de vacío vestida por los Hoplitas del Vacío de la Orden Saturnina. La armadura estaba completamente sellada y era capaz de resistir disparos de armas pequeñas, impactos balísticos y traumas de choque, reparaba por sí sola las penetraciones y arañazos menores, y era particularmente resistente contra la radiación y los efectos térmicos, lo que la hacía altamente efectiva para combatir en ambientes hostiles de muchos tipos, y no solo en el espacio. No obstante, a pesar de su eficiencia y resistencia, la armadura de vacío no debería ser considerada rival en durabilidad o sofisticación para la servoarmadura de las Legiones Astartes, que opera a un nivel muy superior en términos de defensa y protección.

Del mismo modo que la armadura de los Auxiliares Solares era más sofisticada y costosa que la mayoría, también lo eran sus armas comunes, la más habitual de las cuales era el fusil láser modelo Kalibrax V-I. El Kalibrax opera dentro de los rangos de potencia estándar establecidos por el Officio Militaris para el armamento del Ejército Imperial, pero era notorio tanto por sus capacitadores de transferencia de energía pesadamente reforzados como por su durabilidad y sus cualidades superiores de disipación de calor, que lo hacían mejor que otros modelos más comunes como el rifle láser Marte Mk. II o la carabina láser Ursh-Vantovka. Estos factores lo hacían muy valorado en los peligros de la guerra espacial, y también fácil de adaptar para incorporar sistemas potenciadores, como dispositivos colimadores de rayos y descargadores de inducción, los cuales no causaban al fusil láser el fatal desgaste que a otras armas inferiores. Históricamente, los Auxiliares Solares siempre prefirieron diversos tipos de armas energéticas, incluyendo lanzallamas, armas de fusión, láseres multitubo y cañones láser, especialmente por su adecuación para el combate espacial y para simplificar el mantenimiento y el suministro de munición, aunque las armas de proyectil sólido y bólter no eran para nada inusuales en las cohortes, especialmente cuando una de ellas había operado durante mucho tiempo junto a otras fuerzas imperiales.

Antaño el armamento estándar de un número significativo de Secciones de Infantería, las armas volkitas se volvieron cada vez más escasas a medida que progresaba la Gran Cruzada, y hacia la Herejía de Horus quedaron restringidas a solo las unidades más veteranas de Veletaris, de tal forma que portar una de ellas era un signo de gran distinción entre los Auxiliares Solares, y las armas pasaban de soldado en soldado con el tiempo. Las armas de los oficiales solían ser altamente idiosincráticas, ya que cada oficial podía decorar sus propias armas personales, permitiéndose considerables variaciones y hasta competitividad entre ellos en este aspecto, y la espada era signo distintivo de un oficial. Los duelos entre oficiales de rango similar fuera de las campañas siempre fueron permitidos dentro de ciertos parámetros entre los Auxiliares Solares, tanto como deporte como para zanjar de forma más letal asuntos de honor (con el permiso de un oficial al mando). Para esto, el sable Charnabal de Terra era el arma más habitual, y el entrenamiento y la habilidad fomentados por estos enfrentamientos eran vistos como algo totalmente beneficioso para los implicados y para sus cohortes.

Apoyo tácticoEditar

Cada cohorte de Auxiliares Solares estaba pensada para actuar de forma autónoma, y recibía apoyo infraestructural adicional en función de su papel asignado. Por ejemplo, si estaban sirviendo en misiones de exploración o de guerra abierta, las cohortes casi siempre actuaban como ejércitos mecanizados, empleando grandes números de pesados transportes blindados todoterreno como vehículos y puntos de reunión para sus tropas. El más habitual de ellos era el Transporte Blindado Dracosan, que poseía tanto la capacidad de llevar a Secciones de Fusiles Láser enteras como un blindaje y una protección frente a ataques radiactivos o químicos superiores a los del ubicuo Rhino, además de un sistema de soporte vital mucho más resistente. Junto con este vehículo terrestre, la Lanzadera Arvus servía como el transporte de apoyo más numeroso de los Auxiliares Solares. Su PCE producía una aeronave orbital-atmosférica robusta y fiable, cuyo diseño era varios siglos anterior al nacimiento del Imperio, y que era usada en una amplia variedad de funciones: transporte de tropas, nave de reconocimiento, lanzadera de carga e incluso como cañonera improvisada.

Como podría esperarse, dada la fuerte relación de los Auxiliares Solares con la guerra espacial y los asaltos orbitales, se incluía en su esfera de operaciones apoyo naval en forma de cazas, cañoneras pesadas y naves de desembarco, y los Auxiliares tenían sus propios cuerpos de pilotos y tripulantes espaciales, integrados en la cadena de mando de las cohortes para facilitar su coordinación. Asimismo, de modo casi único en el Excertus Imperialis, las cohortes estacionadas en navíos de líneo también empleaban el Ariete de Abordaje Shark para los asaltos espaciales, luchas mortales generalmente reservadas solo a las poderosas Legiones Astartes.

Blindados y artilleríaEditar

Las cohortes de Auxiliares Solares hacían un uso abundante de blindados de apoyo y unidades de artillería móvil en combates en campo abierto, y a diferencia de las fuerzas del resto del Ejército Imperial, estas eran siempre modelos diseñados y puestos a prueba con operaciones en ambientes espaciales y hostiles en mente, incluyendo sistemas de protección radiológica y de soporte vital interno. Se incluían los avanzados tanques de batalla Leman Russ modelo Marte-Solar, creados siguiendo las especificaciones de los Auxiliares por los Señores del Planeta Rojo, lo que los hacía más rápidos y sofisticados que sus equivalentes más habituales; y los tanques de artillería semi-autómatas Basilisk y Medusa, adaptados al mismo chasis hermético del Leman Russ. Las cohortes de Auxiliares también eran famosas por desplegar rutinariamente defensas prefabricadas para fortificar cualquier campamento o puesto avanzado construido por ellos, por temporal que fuese, siguiendo un procedimiento estándar nacido de sus extensos despliegues en mundos desconocidos alejados de cualquier apoyo.

La mayoría de cohortes también incluían al menos una Subcohorte de Tanques Superpesados totalmente equipada, cuyo arsenal contenía numerosos tipos de vehículos generales, como el Malcador o el Baneblade, así como otros modelos más especializados, como el Shadowsword y el Stormhammer. Es digno de mención, no obstante, que las formaciones de asedio más especializadas, como baterías de artillería estáticas, casi nunca se incluían en el orden regular de batalla de una cohorte, ya que las acciones de asedio y desgaste eran consideradas un desperdicio de las habilidades particulares de los Auxiliares Solares, y se dejaban en manos de otras formaciones más especializadas del Excertus Imperialis.

Miembros conocidosEditar

Cohortes conocidasEditar

  • 1ª-10ª Cohortes - Fundadas a partir de los Hoplitas del Vacío de la Orden Saturnina, eran conocidas en conjunto como los "Carneros Saturninos".
  • 204ª Cohorte - Fundada en la Mancomunidad de Manachea.
  • 905ª Cohorte - Apodada "Escorpiones de Ceniza" y reclutada de los temibles guerreros tribales de Lethe, era conocida por su agresividad y dedicación, y ganó muchos honores de batalla en guerras de pacificación por todas las Fosas Corónidas hasta su glorioso sacrificio final en Puerto Mandíbula.
  • 1522ª Cohorte, "Los del Lord Mariscal" - Nativa del planeta Agathon, sus Auxiliares Solares eran descendientes directos de la orgullosa y gloriosa 1522ª Cohorte original. Esta había luchado a la vanguardia de la 60ª Flota Expedicionaria durante muchos años, hasta que rompió el punto muerto de Agathon y sometió al planeta. Reclamando su Derecho de Conquista, el Lord Mariscal Ireton MaSade ocupó el mundo y reemplazó a la aristocracia local con su propio cuerpo de oficiales. Durante toda una generación, los Auxiliares sirvieron como el ejército doméstico de la dinastía MaSade, vistiendo su heráldica verde y blanca, con el propio Ireton aún vivo gracias a raros y costosos tratamientos antiedad, hasta que la 1522ª fue reconstituida para enfrentarse a las fuerzas Traidoras que barrían las Fosas Corónidas. "Los del Lord Mariscal" eran una cohorte extremadamente bien equipada gracias a las arcas casi infinitas de su señor: toda su infantería se desplazaba en Transportes Blindados Dracosan, y cada subcohorte de infantería estaba apoyada por un escuadrón blindado. Asimismo, su Alto Mando podía desplegar varias subcohortes especializadas de blindados y artillería, incluyendo una formación pesada de dos docenas de Malcadors y tres subcohortes de artillería móvil, cada una de las cuales comprendía unas tres docenas de vehículos de diversos tipos.
  • 6633ª Cohorte - Fue una de las muchas cohortes desplegadas en Manachea que lucharon en los once días de la Batalla de Colmena Ilium. Previendo la necesidad de lanzar expediciones contra los últimos xenos de la región, estas unidades fueron fundadas siguiendo el patrón Solar y se les concedió el derecho de vestir la heráldica azul y amarilla de la Armada Imperial del Segmentum Ultima.
  • Auxiliares Solares Arkadianos - Numerosas Cohortes reclutadas en los mundos colmena trans-Solares de Arkadia.

Unidades conocidasEditar

MandosEditar

TropasEditar

VehículosEditar

AeronavesEditar

GaleríaEditar

FuentesEditar

  • The Horus Heresy IV.
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.