FANDOM


Bulldog El Sargento Guillermito, mascota de los Marines Espaciales, tiene el honor de patrocinar este espacio por orden del Capellán Cassius de los Ultramarines. ¡Pulsa sobre él y te acompañará a una Cruzada épica!

¡Lee más! ¡Sin piedad, sin remordimientos, sin miedo!

"Luchamos por el Imperio, no por nuestras almas. Nuestras almas ya están salvadas o condenadas de acuerdo con la voluntad del Emperador."
Justicar Anval Thawn


Anval Thawn es un Justicar del Capítulo Astartes de los Caballeros Grises. Es considerado por los Eldars como el último Perpetuo.

HistoriaEditar

Cuando los reclutadores de los Caballeros Grises abordaron la Nave Negra que transportaba al joven Anval Thawn a Terra, descubrieron sorprendidos que el chico era una imagen de calma pura, que contrastaba poderosamente con el clima de terror mudo que dominaba la nave por la presencia de los Caballeros Grises. Al recibirlos, Thawn les dijo con una seguridad escalofriante que había estado "esperándoles para irse con ellos". Los reclutadores, tomando nota de la marca similar a un Águila Imperial que el chico tenía en la frente, y el evidente halo de energía psíquica que generaba a su alrededor, llegaron a la conclusión de que era un aspirante óptimo, con potencial para hacer grandes cosas, y se lo llevaron de inmediato a Titán.

Durante su ascenso al rango de Caballero, Thawn no tardó en cumplir todas las expectativas. En Vartos, fue Thawn quien asestó el golpe que mató al Devorador de Almas Kor'agar'and. En Ghori, fue él quien montó guardia sobre el caído Gran Maestre Leorac, aniquilando un ataque de Desangradores tras otro hasta que llegó la ayuda. En Halkin VI, sobrevivió donde todos sus camaradas resultaron muertos, y durante semanas vagó perdido entre las puertas infernales de aquel mundo sin dar ni un paso atrás, pese a que todos los Demonios que lo poblaban buscaban matar al Caballero Gris. Cuando los refuerzos llegaron, Thawn había viajado hasta lugares muy lejanos, aprendiendo mucho sobre las puertas infernales de Halkin y pudiendo por tanto guiar a sus Hermanos de Batalla hasta el punto en el que fuesen capaces de causar mayores daños al enemigo. Aquella hazaña le valió el rango de Justicar.

Todos estos actos de valor (y muchísimos otros) hicieron que la leyenda personal de Thawn pronto llegase a rivalizar con la de los mayores y más premiados héroes del Capítulo. Pero entonces, sucedió lo impensable. Mientras estaba limpiando de Demonios las desiertas salas del Mundo Astronave de Malan'tai, Thawn resultó muerto, atravesado como una presa de caza en la impía lanza del Demonio N'Kari. Un silencio total cayó sobre Titán cuando el cuerpo de Thawn fue transportado allí de vuelta para recibir sepultura. Sin embargo, mientras la procesión se dirigía hacia los Campos de los Muertos, se vio súbitamente detenida por un clamor que parecía surgir del interior del ataúd. Confusos, los porteadores rompieron rápidamente el sello que cerraba la tapa del ataúd y al abrirlo se encontraron con un Thawn vivo y aparentemente sano y salvo.

La aparente resurrección de Thawn fue recibida con sospecha: sus Hermanos de Batalla estaban satisfechos de tenerlo de nuevo entre sus filas, pero al mismo tiempo temían que aquel episodio tuviese un significado siniestro. Horas antes el cuerpo de Thawn había estado frío y sin vida, y en cambio ahora caminaba entre sus Hermanos de Batalla una vez más, tan vivo como cualquiera de ellos, con su piel tersa y sin la menor cicatriz. Sin importar cuánto se esforzaran los Bibliotecarios del Capítulo buscando una explicación o un rastro de corrupción, no encontraban ni rastro de lo uno ni de lo otro. Tras años de escrutinio dolorosamente exhaustivo, se permitió a Thawn retomar sus obligaciones como Caballero Gris.

En las décadas posteriores, Thawn ha seguido luchando con toda la dedicación y habilidad que en su día le habían situado en el camino hacia la grandeza. Desde entonces ha muerto varias veces más, pero siempre ha vuelto a la vida en pocos días, horas o incluso minutos, siempre completamente revigorizado. La mayoría de Caballeros Grises ya no se cuestionan esta supuesta inmortalidad. Unos pocos creen que Thawn es una señal del destino, pues existe una profecía en particular que habla de un guerrero inmortal, un guerrero que un día morirá de manera definitiva rodeado de enemigos al pie del Trono Dorado.

Y sin embargo, para el propio Thawn su inmortalidad es una maldición. A lo largo de su vida ha visto cómo el destino de la Humanidad se iba oscureciendo, y el Imperio se sumía más y más en la desesperación. Sabe reconocer, como pocas personas se atreverían a hacerlo, que la Humanidad está condenada y no hay nada que sus acciones (ni las de sus Hermanos de Batalla) puedan hacer para modificar este panorama. Al final los Dioses Oscuros tendrán su victoria, y la civilización humana caerá. Pero aun así, Thawn sigue luchando contra lo inevitable, firmemente plantado entre el Imperio y las hordas de Demonios que quieren llevarlo a la ruina. Tal es la misión que Anval Thawn ha jurado llevar a cabo, y se ceñirá a ella con toda su fuerza de voluntad.

ArmamentoEditar

Anval Thawn viste una armadura de Exterminador modelo Aegis y va armado con un bólter tormenta, una alabarda psíquica Némesis y granadas de fragmentación, perforantes y antipsíquicos.

Conflicto de canonEditar

En el Codex: Caballeros Grises de 5ª Edición (publicado en abril de 2011) se indica que Thawn puede resucitar indefinidamente, y en el relato corto The Ghost Halls de Laurie Goulding (publicado en septiembre de 2013) se llega a afirmar que es "el último Perpetuo". Sin embargo, en el Codex: Caballeros Grises de 7ª Edición (publicado en septiembre de 2014) y en el de 8ª Edición (publicado en agosto de 2017), Thawn dejó de tener un perfil propio, y aparece mencionado únicamente en la cronología del Capítulo al tomar parte en la Batalla de las Bóvedas Fantasma. En esa descripción, se relata que se sacrificó para salvar al Hermano-Capitán Pelenas de morir a manos de N'Kari, pero no vuelve a hablarse de su capacidad de resucitar indefinidamente. Es posible, por tanto, que Games Workshop haya decidido borrar del canon su inmortalidad.

FuentesEditar

  • Codex: Caballeros Grises (5ª Edición).
  • The Ghost Halls (Relato Corto), por Laurie Goulding.
  • Codex: Caballeros Grises (7ª Edición).
  • Codex: Caballeros Grises (8ª Edición).
El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.