FANDOM


Legión de la Cruz de Hierro
El contenido de este artículo pertenece a la saga No Oficial de Balhaus, que ha recibido el Sello de Calidad Wikihammer.

¡Disfrútala!

Alquimista

Los Alquimistas son miembros del Officium Tenebris cuya ocupación es la tecnología y la creación de artefactos que puedan ser usados por los siniestros agentes de la Heresiarquía o sus huestes. Sus vastos conocimientos les permiten indagar en la composición de extrañas sustancias que reaccionan con la energía Disforme, creando todo tipo de ponzoñas con distintas aplicaciones, así como máquinas imbuídas con espíritus demoníacos.

DescripciónEditar

Es sencillo identificar a un Alquimista, ya que todos ellos portan la típica máscara picuda que es el símbolo de su oficio, ocultándoles el rostro y dándoles un aspecto que sería casi cómico de no ser por la actividad que desempeñan.

Se trata de seres que en realidad no sienten una especial predilección por el misticismo sacrílego que impregna a la Heresiarquía y a sus miembros, pero sí por el estudio del dolor, los organismos y los métodos para crear (y quitar) la vida.

Los Alquimistas persiguen la Arcanotecnología y desarrollan la suya propia con gran habilidad, siendo un eslabón que poco a poco fue haciéndose un sitio cada vez más importante dentro de los seguidores de la Emperatriz Negra, quien disfruta enormemente con lo que ella llama sus juguetes cuando le muestran una nueva máquina de tortura o una sustancia que provoca terribles corrupciones.

Por lo demás se trata de criaturas abyectas, muchos de ellos masoquistas compulsivos que disfrutan sustituyendo sus propios órganos o cercenándolos, de modo que tampoco es extraño verlos dotados de artilugios que reponen miembros perdidos o realizan sus funciones de manera artificial.

El origen de los Alquimistas es desconocido, pero tienen cierta relación con el Mechanicum Oscuro y con los Herreros del Caos, de modo que se cree que al principio podían proceder del Ojo del Terror, si bien el paso del tiempo ha conformado todo un escalafón oriundo del Officium Tenebris.

FuncionesEditar

Los Alquimistas pasan la mayor parte del tiempo en sus laboratorios experimentando, investigando y aprendiendo, ayudados por forjadores que materializan las ideas de sus planos uniendo hierro y carne.

La mayor parte del armamento empleado por los Lóbregos ha sido creado por estos individuos, y de la misma manera sólo ellos conocen las diferentes sustancias que se necesitan emplear y los procedemientos para convertir a un ser humano en un Sayón.

Dado su conocimiento de las distintas sustancias y los métodos para mantener la vida o acabar con ella más rápida o lentamente, no es raro ver a alguno acompañando a un Lóbrego para participar en las torturas e interrogatorios inyectando todo tipo de ponzoñas en los cuerpos de las desafortunadas víctimas, actividades en las que ayudan con macabro entusiasmo.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.